Motor

Así serán los aviones del futuro, según la NASA y Boeing

¿Cuáles son los países más baratos para viajar en avión?

Te presentamos el avión que pretende ser el modelo de aviones comerciales del futuro. Su diseño es bastante peculiar, ya que tiene alas abatibles. Te explicamos por qué.

Estos últimos años, por necesidad, la NASA se ha abierto a las compañías privadas para desarrollar el transporte del futuro, así como tecnologías que permitan una mayor sostenibilidad y fomenten el cuidado del planeta. Boeing y la NASA son ”aliados” en esta nueva etapa y, además de colaborar en la conquista espacial, también están intentando crear el avión del futuro.

La NASA puso en marcha hace unos años el proyecto SUGAR Volt (Subsonic Ultra Green Aircraft Research) para que las compañías que quisieran sumarse diseñaran y construyeran los aviones del futuro, más eficientes en todos los sentidos. Uno de esos socios es Boeing que, como decimos, colabora con la NASA tanto en lo que a mandar astronautas al espacio se refiere como en el diseño de trajes espaciales.

avion boeing y la nasa

Vía | Travel and Leisure | Boeing

A un nivel que nos queda algo más cerca, está el TTBW (Transonic Truss Braced Wing). Se trata de un avión que pretende ser el modelo de aviones comerciales del futuro. El diseño, como podéis ver en la imagen superior, es bastante peculiar ya que, sin perder la forma tradicional de Boeing, cuenta con unas alas mucho más grandes que necesitan ser apoyadas por unos soportes para no quebrar.

Las alas de este TTBW miden unos 52 metros, lo que supone que son unos 17 metros más largas que las de un tradicional Boeing 737 al que le quedan, según estimaciones, unos 16 años por delante antes de retirarse. Ahora bien, ¿en qué beneficia ese peculiar diseño de las alas?

Por qué este avión 747 de pasajeros lleva un cohete en su ala

Según la compañía, con este diseño se podrán realizar vuelos a una velocidad de March 0,80, lo que suponen unos casi 1.000 kilómetros por hora utilizando menos de combustible, ya que los motores podrán permanecer más tiempo apagados y, además, la resistencia al viento será menor.

Otra peculiaridad es que no solo se trata de alas más grandes, sino también móviles. Boeing ya ha experimentado con esto en los 777-X, pero con el avión del futuro, la idea es que las alas puedan ajustarse en ángulos aún más permisivos que en la actualidad para aprovechar corrientes de aire y, en definitiva, ajustar el aerodinamismo de la nave a las condiciones de cada vuelo.

El futuro serán los aviones con motores eléctricos, pero queda mucho por recorrer

Aunque estos parezcan ser los aviones del futuro, aún vemos turbinas. ¿No se suponía que iban a ser eléctricos? Sí, en unos años habrá aviones eléctricos, pero mientras tanto, hay que buscar alternativas.

Y es que, los aviones eléctricos están en periodo de prueba en estos momentos, ya que tienen una autonomía de apenas 1.000 kilómetros, insuficiente para la gran mayoría de vuelos.

Mientras llega el futuro de la aviación con los aviones eléctricos, toca explorar alternativas para consumir menos combustible.

*Artículo original publicado en ComputerHoy. Autor: Alejandro Alcolea Huertos.

Sobre el autor

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.