Motor Tecnología

La cuarta autopista más cara de Europa está en España: ¿cuál es?

La cuarta autopista mása cara de Europa está en España: ¿cuál es?

Es la cuarta entre las autopistas más caras de Europa, sólo superada por la francesa que enlaza París y Marsella, la italiana que conecta Milán y Nápoles y la noruega que va de Bodø a Oslo.

El informe Las autopistas más caras de Europa ha sido publicado por Northgate Renting Flexible. En él, analizan el coste de algunas de las principales autopistas, puentes y túneles de pago de 44 países europeos, tanto para turismos como para vehículos pesados. Es parte de un estudio, señalan, “en el que plantea el transporte por carretera como alternativa segura a los viajes en otros medios de transporte, como trenes y aviones”.

En lo que afecta a España, sin duda la principal conclusión es que la AP-68 (o Autopista del Ebro), que enlaza Zaragoza y Bilbao, es la vía más cara de España para turismos y la cuarta a nivel europeo, con un coste medio de 32,72 euros por recorrer sus 295 kilómetros.

Estas son las 7 carreteras más peligrosas del mundo

Según datos del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, esta autopista registró una media de 14.078 desplazamientos diarios en 2019. La autopista vasco-aragonesa, construida entre 1975 y 1980, sólo se ve superada en Europa por la francesa que enlaza París y Marsella, la italiana que conecta Milán y Nápoles y la noruega que va de Bodø a Oslo, con costes por turismo de 58,31; 56,25, y 50,07 euros, respectivamente.

Este dato, explican, “hace que la autopista más cara de España tenga un precio superior a las más costosas de países con más PIB que el nuestro, como Alemania o Reino Unido, cuyas representantes en el ranking de Northgate tienen un coste por turismo de sólo 5,32 y 7,32 euros, respectivamente”.

1 de cada 4 países de la UE no cobra ningún tipo de peaje en las autopistas

La investigación pone, además, de relieve, que 1 de cada 4 países de la UE no cobra ningún tipo de peaje. En materia de túneles, el Gran túnel de San Bernardo en Suiza es el más caro de Europa, con un coste de 25,34 euros por turismo, mientras que el puente más caro es el del Gran Belt, que conecta las islas danesas de Selandia y Fionia y que cuesta de media 7,14 euros.

En la clasificación de las autopistas más caras de Europa para los vehículos pesados, España cae hasta la octava posición, de nuevo con la AP-68 a la cabeza, con un coste medio por trayecto de 59,34 euros. En este caso, las vías más caras para el transporte de mercancías son las de Francia, Suiza, Noruega, Grecia, Italia, Serbia y Croacia.

A la cabeza de esa clasificación vuelve a estar la conexión entre París y Marsella (338,45 euros), seguida del Gran túnel de San Bernardo (152,19 euros) y de la conexión entre las localidades noruegas de Bodø y Oslo (129,55 euros).

*Artículo original publicado por Oscar F. Civieta en Business Insider

Te recomendamos

Sobre el autor

Business Insider