Tecnología

Este pequeño país asiático ha vacunado a casi toda su población en dos semanas

butan

La pequeña región asiática de Bután, encajada entre India y China, es una de las principales naciones que han vacunado a la mayoría de su población contra la COVID-19. Y lo ha hecho en tan solo dos semanas.

Las diferencias en el ritmo de vacunación siguen siendo notables a lo largo y ancho del planeta: los países que lideran la carrera son Israel, Emiratos Árabes Unidos, Chile y también la pequeña región montañosa de Bután en Asia. A estas les siguen Reino Unido, EE.UU, Baréin, Malta, Maldivas, Hungría y Catar.

El Ministerio de Salud del reino de Bután informó el 8 de abril que el 93 por ciento de todos los adultos de 18 a 104 años en el país habían recibido su primera dosis de la vacuna. En total, 472,139 de sus residentes mayores de edad -cabe recordar que por ahora la vacuna no se administra ni tiene evidencias clínicas sólidas ni en niños ni en adolescentes- estén vacunados, lo que supone el 62% de su población general, según información recogida de Our World in Data.

La proporción de personas que recibieron al menos una dosis de la vacuna COVID-19. Fuente: Our World in Data

La proporción de personas que recibieron al menos una dosis de la vacuna COVID-19. Fuente: Our World in Data

Lo increíble de estos números es que Bután logró implementar su programa de vacunación en solo dos semanas, comenzando sus primeras vacunas el 27 de marzo.

El país ahora está arriba en la liga de naciones con las personas más vacunadas, como Israel y Seychelles.

Según informó el periódico local Daily Bhutan, en marzo el país recibió un total de 550.000 dosis de vacuna AstraZeneca, a la que llama Covishield, procedente de la India.

Más de 1.000 sitios se destinaron a la campaña de vacunación, a la que fueron asignados 41 médicos para supervisar los protocolos y comprobar si se producían efectos secundarios adversos.  Por supuesto, el tamaño del país es una baza a favor de la rapidez y éxito de este plan. La población total de Bután es de 800.000 habitantes, gran parte de ellos menores y que por tanto, no recibirán la inyección contra el coronavirus por el momentto.

Las vacunas de covid en la Darknet se disparan un 400%: así son los anuncios

Además, el sistema ejemplar del país ayudó a mantener bajos los números de COVID-19 desde el principio al contener los brotes locales de manera rápida y eficiente. A lo pandemia, Bután solamente ha registrado 910 infecciones por COVID-19 y una muerte, según AP News.

“Dada la tasa de infección de la enfermedad, necesitamos una cobertura superior al 70% para lograr la inmunidad colectiva deseada”, explicaba rrecientemente Lotay Tshering, el primer ministro del país.

Fuente | Interesting Engineering

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.