Motor Tecnología

Los 4 puntos de la carretera más propensos a las placas de hielo

Los 4 puntos de la carretera más propensos a las placas de hielo

La Dirección General de Tráfico explica cuáles son los puntos de la carretera en los que es más fácil encontrar placas de hielo, algo fundamental para prevenir peligros en estos días de invierno tras el temporal Filomena.

El último recuento señala que todavía hay 190 carreteras afectadas por la nieve dejada por Filomena y la ola de frío que llegó después del temporal y todavía no se ha marchado. A través de su cuenta oficial de Twitter, la DGT explica cuáles son los puntos de la carretera en los que es más fácil encontrar placas de hielo y cómo actuar ante ellas.

Tal y como están todavía las carreteras españoles, especialmente la red de vías secundarias, a día de hoy es posible encontrar placas de hielo en casi cualquier punto del asfalto. El hielo es uno de los principales peligros de la conducción en invierno ya que reduce de forma considerable la adherencia de los neumáticos haciendo que estos pierdan contacto con la calzada y provocando que el coche patine sin control.

Neumáticos de invierno vs. cadenas: ¿qué es más importante?

Aunque la máxima debe ser extremar la precaución en cualquier momento y lugar, desde la DGT recuerdan que hay cuatro puntos de la carretera más propensos a la formación de placas de hielo:

  1. Puertos de montaña
  2. Puentes
  3. Pasos subterráneos
  4. Zonas sombrías
Placas de hielo

Placas de hielo, el peligro invisible

Como recuerdan los expertos de Tráfico, buena parte del peligro que entraña la formación de placas de hielo en la calzada es que, en ocasiones, el conductor no se percata de su presencia y descubre que atraviesa una zona deslizante cuando nota la pérdida de tracción.

En la infografía animada que acompaña al tuit, la Dirección General de Tráfico explica que no hace falta que la temperatura sea negativa para que se formen placas de hielo; es suficiente con llegar a 3 grados.

También que cuando un conductor se percata de la presencia de placas de hielo en la calzada o ante el temor de que puedan aparecer en cualquier momento, debe seguir los siguientes consejos:

  1. Reducir la velocidad
  2. Utilizar marchas largas
  3. Sujetar firmemente el volante
  4. Levantar el pie del acelerador
  5. Frenar suavemente

Añadimos a esto que ante una placa de hielo los movimientos de volante también deben ser muy suaves. Si pierdes el control del coche, lo mejor es dejar que se deslice por la placa de hielo, tocando solo el freno muy suavemente (nunca el acelerador) hasta que recupere adherencia; si no te haces con él, gira el volante suave hacia el lado contrario que indica el frontal del vehículo.

¿A quién debes reclamar los daños causados por el temporal Filomena en tu coche?

Otro punto importante es que no debes circular sobre las marcas de rodadura que hayan dejado otros vehículos: sobre carreteras nevadas, las rodaduras de coches que hayan pasado bastante tiempo antes que tú serán muy proclives a producir placas de hielo, así que no son una buena opción.

Y un tercer consejo: aumenta la distancia de seguridad. Que los neumáticos pierdan adherencia sobre hielo incrementa los metros que recorre el coche antes de detenerse. Si no tienes clara cuál es la distancia a respetar entre tu coche y el que te precede, echa un vistazo a este enlace.

*Artículo original publicado por Noelia López en Autobild.es

Te recomendamos

Sobre el autor

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.