Seguridad

Anfitriones de Airbnb están espiando a los huéspedes con cámaras ocultas

Anfitriones de Airbnb están espiando a los huéspedes con cámaras ocultas

Diversas noticias recientes han alertado sobre el uso de cámaras de vigilancia por parte de varios anfitriones de Airbnb y cómo la plataforma no consideró en un principio que se tratase de ninguna clase de irregularidad.

La política de Airbnb sobre la grabación de invitados es clara: los anfitriones pueden tener cámaras en su propiedad, pero solo si los dispositivos no están en los baños o en las habitaciones donde duermen los huéspedes, y solo si les dan la oportunidad de dar su consentimiento antes de reservar una lista. Sin embargo, se han sucedido varios casos polémicos en los últimos tiempos, tal y como detallan desde medios internacionales como Futurism o The Atlantic.

El viernes, Sky News publicó una historia de tintes siniestros narrando la experiencia de una familia de Nueva Zelanda que descubrió que su anfitrión de Airbnb en Irlanda no solo los estaba grabando en secreto, sino que transmitía la grabación en streaming. Nealie Barker, la madre de la familia detalló que se vieron a si mismos en el smartphone de su marido, y que ella experimentó “una de esas horribles descargas de adrenalina que recibes cuando sientes peligro”.

Los 7 alojamientos de Airbnb más raros del mundo

No obstante, semanas más tarde Airbnb le dijo a la familia que “no había encontrado ningún error en la parte del anfitrión” y que no eliminaría el domicilio e la plataforma. No fue hasta que la familia llevó su historia a las redes sociales que el anfitrión fue retirado de la plataforma y se les ofreció un reembolso.

Tras el incidente la empresa afirmó en un comunicado oficial lo siguiente. “La seguridad y privacidad de nuestra comunidad, tanto en línea como fuera de línea, es nuestra prioridad. Las políticas de Airbnb prohíben estrictamente las cámaras ocultas y nos tomamos muy en serio los informes de cualquier violación”.

Otra historia reciente recogida por The Atlantic relata experiencias similares de varios otros invitados, cuatro de los cuales dijeron a la publicación que Airbnb había “aplicado de manera inconsistente sus propias reglas al investigar sus reclamos, proporcionándoles información incorrecta y haciendo recomendaciones que los pusieron en peligro” y cuestionaron su privacidad.

Según el sitio web de Airbnb, 2,9 millones de huéspedes emplean la plataforma para complementar, y en ocasiones para reemplazar, sus ingresos laborales. Pese a ello los casos de cámaras ocultas aislados grabando a los huéspedes sin su consentimiento se han sucedido en los últimos tiempos, algunos de los cuales sin una clara resolución.

No te alarmes

Pese a que estos incidentes se encuentren en la actualidad en el punto de mira, estos casos de espionaje siguen siendo muy atípicos. De todos modos, por precaución puedes inspeccionar las habitaciones con el propósito de detectar dispositivos extraños, buscando el brillo de una cámara o pequeños orificios, sin olvidarte de los lugares más privilegiados para el campo de visión, como espejos, bombillas, plantas, estanterías o repisas con libros.

Fuente | Futurism/CNN

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.