Salud

Por qué la víspera de Navidad es potencialmente mortal para la salud, según un estudio

La víspera de Navidad es potencialmente mortal para la salud, según un estudio

Un nuevo estudio realizado en Suecia revela que las 22:00 en Nochebuena es la hora pico anual del riesgo de ataque cardíaco, especialmente para los ancianos y las personas con enfermedades previas.

La Navidad no es solamente amantes besándose abajo debajo del muérdago, calcetines con regalos o carbón para los más pequeños de la casa y reencuentros familiares surcados de mazapán, turrones y brindis: también se trata de una época que entraña más peligros para la salud que otros momentos del año, tal y como señala una reciente investigación europea. En concreto, la víspera de Navidad, lo que conocemos como Nochebuena, se trata de un pico de alto riesgo para sufrir un infarto.

Los investigadores responsables de este estudio llevado a cabo en Suecia analizaron datos procedentes de 283.014 ataques cardíacos informados a hospitales suecos entre los años 1998 y 2013, comparándolos con semanas fuera de los períodos de vacaciones como medida de control. Los resultados revelaron un incremento del 37% en el riesgo de padecer un infarto en Nochebuena, siendo la peor hora las 22:00, mientras que en el período navideño total el peligro se mostró un 15% más alto.

Todas las claves para vencer al estrés estas Navidades

No todos los segmentos de la población se vieron afectados por igual: el riesgo fue mayor en los mayores de 75 años y en aquellas personas con diabetes o enfermedades cardíacas existentes. El estudio también observó más casos de ataques cardíacos reportados en vacaciones de verano, madrugadas y lunes.

“Las vacaciones de Navidad y de verano se asociaron con un mayor riesgo de infarto de miocardio, especialmente en pacientes mayores y enfermos, lo que sugiere un papel de desencadenantes externos en individuos vulnerables”, explica el equipo en su estudio. Investigaciones previas también establecieron una relación entre las temporadas de vacaciones y una mayor incidencia de ataques cardíacos.

La ira, la ansiedad, la tristeza, el dolor y el estrés se han relacionado con el riesgo de ataque cardíaco en otros papers e investigaciones científicas, y aunque la sociedad suele aguardar una Navidad en la que predominen la alegría y esperanza, estas emociones también pueden entrar en juego durante la temporada navideña. “El consumo excesivo de alimentos, el alcohol y los viajes de larga distancia también pueden aumentar el riesgo de ataque cardíaco”, apuntó a la revista ScienceAlert uno de los miembros del equipo, David Erlinge, de la Universidad de Lund en Suecia.

“Curiosamente, el patrón de mayor riesgo en la mañana que domina el resto del año se invirtió en Navidad, con un mayor riesgo en la noche, lo que indica que el estrés y la alimentación durante el día provocaron los ataques al corazón”. Un estudio anterior elaborado por el mismo equipo también relacionó un mayor riesgo de ataque cardíaco con el clima frío y nublado.

Inteligencia Artificial en la salud: mejores avances de los últimos tiempos

Los resultados del estudio no deberían sembrar el pánico ante la inminencia de los días festivos, sino establecer protocolos de alerta para reducir el número de ataques en estas fechas navideñas, así como instar a un mayor cuidado de las personas más frágiles y que aglutinan más factores de riesgo. Resulta también esencial que los segmentos más vulnerables tomen conciencia de que la angustia emocional y comer demasiado podrían aumentar los riesgos. 

“Comprender qué factores, actividades y emociones preceden a estos infartos de miocardio y cómo se diferencian de los infartos de miocardio experimentados en otros días podría ayudar a desarrollar una estrategia para manejar y reducir la cantidad de estos eventos”, concluyen los investigadores, que esperan seguir identificando los mecanismos tras este fenómeno.

Fuente | Science Alert

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.