Salud

La ganadería extensiva guarda la llave para conservar la biodiversidad

La ganadería extensiva guarda la llave para conservar la biodiversidad

En un mundo donde el ser humano mata, deforesta, aniquila especies, empobrece y desertifica suelos o contamina mares y ríos, la ganadería extensiva se perfile como una de las formas más respetuosas de garantizar la biodiversidad.

Según la plataforma de nombre homónimo, la ganadería extensiva se define como el conjunto de sistemas de producción ganadera que aprovechan eficientemente los recursos del territorio con las especies y razas adecuadas, compatibilizando la producción con la sostenibilidad y generando servicios ambientales y sociales. Algunos de sus vectores son el bienestar animal, el uso de razas autóctonas, la movilidad del ganad o el respeto al paisaje.

Mientras que la ganadería industrial e intensiva presenta problemas de salud pública, distorsiona las economías locales, graves daños ambientales y maltrato animal, la ganadería extensiva es fundamental para potenciar la biodiversidad y conservar las especies autóctonas, el patrimonio cultural y la identidad territorial. Regula tanto los ciclos del agua como la calidad del suelo, contribuye al control de los incendios forestales -mediante la reducción de la biomasa combustible o el control arbustivo- y respeta la soberanía alimentaria de los pueblos.

Tres aspectos la definen: el pastoreo de animales -sean ovejas, cerdos, cabras y otros-, el aprovechamiento directo de los pastos como fuente de alimentación del ganado y la baja dependencia de insumos externos, como energía, piensos o maquinaria. Dentro de su amplio abanico acoge innumerables sistemas pastoralistas en base a la cultura, las condiciones físicas, la tradición y el conocimiento territorial.

¿Qué es y en qué consiste la soberanía alimentaria?

Por poner un ejemplo, tal y como revela la plataforma Agroinformación, en Aragón más de 6.000 familias viven del ovino, caprino y vacuno extensivo -sumando un total de casi 4.000 explotaciones con más de 1,5 personas dedicadas-, a los que se suman cientos de profesionales como veterinarios y transportistas.

Ganadería intensiva y cambio climático

Dado que la ganadería es un importante factor que contribuye al cambio climático y al calentamiento global -supera a la industria de los hidrocarburos en su impacto a la atmósfera, se perfilan y recomiendan alternativas como dietas vegetarianas, granjas locales o reemplazar tejidos de origen animal por materiales sintéticos, todas ellas opciones alimenticias más saludables.

Dentro de estas alternativas viables, la ganadería extensiva contribuye a mantener los agroecosistemas naturales del entorno, requiere un escaso aporte de energía fósil -los datos nos hablan de que se requiere 0,1 kilojulio o menos para obtener 1 kilojulio de alimento para el consumidor- y preservan la biodiversidad.

Desde Ecologistas en Acción recuerdan que para producir 1 kilo de carne de vacuno intensivo son necesarios 20.000 litros de agua y que además, la ganadería intensiva se trata de la mayor fuente de contaminación del agua, contribuyendo a la eutrofización y degradación de ríos y litorales. Por ejemplo, en Estados Unidos el ganado ocasiona el 55% de la erosión y sedimentación, el 37% del uso de pesticidas, el 50% del uso de antibióticos y de 1/3 del contenido en nitrógeno y fósforo del agua según datos de la FAO.

Si ponemos el foco en la pérdida de biodiversidad por culpa de la ganadería intensiva industrial las estimaciones de desaparición de las razas domésticas tradicionales oscilan entre una cada semana o una al mes. La organización ecologista recuerda que en el año 2000 existían 6.300 razas identificadas y hasta 2.255 pueden estar en situación de riesgo.

En Europa, el 55% de los mamíferos y el 69% de las aves domésticas se hallan en peligro por culpa de esta cuestión. La solución pasa por retomar y promocionar los sistemas extensivos tradicionales y sostenibles de producción animal, además de dar prioridad a los vegetales en la dieta, disminuir residuos del sistema y repensar el consumo.

Recursos a consultar | Ganaderíaextensiva.org | Informe sobre la situación de la ganadería extensiva en España

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.