Salud

Cómo vencer la tentación de comer comida basura en 2 minutos

9 alimentos que te hacen más viejo

¿Crees que no eres capaz de decirle que no a la comida basura? Piénsalo dos veces. Un nuevo estudio revela un truco con el que vencer la tentación en 2 minutos.

Si uno de tus propósitos de año nuevo era mejorar tus hábitos alimenticios los resultados de este estudio te interesan.

Un grupo de investigadores de la Universidad del Sur de Florida estudiaron cómo podemos evitar la tentación de comer comida basura, y dieron con un curioso hecho: puede que exponerte a alimentos poco saludables te ayude a no consumirlos.

Los científicos comprobaron que mientras que el olor de la comida basura inicialmente nos tienta a comérnosla, si la olemos durante un tiempo algo más prolongado podría tener el efecto contrario.

En concreto, oler comida basura durante 2 minutos puede reducir nuestras ganas de comérnosla.

Para llegar a tal conclusión los investigadores colocaron ambientadores en un supermercado y en la cafetería de un colegio, expulsando el olor a comida basura de manera discreta.

En el caso del colegio, donde comían 900 niños, la cantidad de individuos que escogieron comida basura disminuyo a un 21,43% cuando el ambientador dispensaba olor a pizza. En cambio, cuando soltaba olor a manzana un 36,96% de alumnos cogieron la pizza y cuando no había olor lo eligieron un 36,54%.

Eso sí, si solo estaban expuestos al olor brevemente las posibilidades de que cogieran la comida poco saludable casi llegaban a duplicarse.

La ciencia explica la razón por la que nos atraen los platos de comida bien presentados

Los científicos aún no han dado con el motivo concreto por el que ocurre esto, pero han planteado que podría ser que el cerebro no diferencia entre la fuente que produce el placer o la sensación de recompensa. Es decir, oler la comida durante un tiempo podría tener un efecto similar sobre la mente que comerlo, por lo tanto se ven satisfechas las ganas.

Pese a que aún habría que hacer investigaciones al respecto se trata de un descubrimiento interesante para fomentar el consumo de alimentos saludables en ciertos entornos, como la cafetería de un colegio o una oficina. Así, la próxima vez que tengas ganas de comer comida basura prueba a aguantar dos minutos exponiéndote al olor, puede que te decantes por una opción más saludable.

Te recomendamos

Sobre el autor

Christiane Drummond

Graduada en Periodismo y redactora en TICbeat. ¿Qué me interesa? La innovación, la actualidad, la tecnología y, sobre todo, las personas.