Salud

La caída súbita de los dientes, otra extraña secuela de la COVID-19

La caída súbita de los dientes, otra extraña secuela de la COVID-19

Un grupo de afectados con COVID-19 prolongado ha reportado pérdidas de dientes indoloras y sin sangre. Los expertos no conocen el motivo de la afección, pero creen que puede estar relacionada con los problemas de coagulación que provoca el coronavirus.

El hipo como síntoma raro de COVID-19, la pérdida auditiva repentina e irreversible y, ahora, la caída de dientes sin dolor ni sangre, empiezan a conformar un cuadro preocupante de pacientes con graves secuelas del coronavirus.

Varios afectados, con y sin antecedentes de problemas bucales, han presenciado una pérdida inesperada de piezas dentales, informa The New York Times.

Entre ellos, una mujer de 43 años de edad con problemas bucales previos al contagio con el coronavirus, y un niño de 12 años, sin antecedentes.

“Eso fue lo último que pensé que pasaría, que se me caerían los dientes”, reconoce una de las afectadas en Survivor Corp, una página de Facebook para personas que han superado la infección con el nuevo coronavirus.

Los expertos señalan que es extremadamente raro que los dientes salgan de sus alvéolos, de acuerdo con las declaraciones al medio de David Okano, periodoncista de la Universidad de Utah, Estados Unidos.

Aunque esto podría estar relacionado con enfermedades subyacentes o una de las secuelas que arrastran los casos de COVID-19 prolongadoproblemas de coagulación.

La enfermedad que provoca el SARS-CoV-2, conocida como COVID-19, se supera unas 2 semanas después de la infección.

Vino tinto que sabe a gasolina o patatas que apestan a carne podrida: el raro efecto secundario de la COVID-19

El 75% de los afectados sufren la enfermedad de forma asintomática o con síntomas poco evidentes.

Otros pueden llegar a desarrollar casos severos, según un desglose de síntomas de la enfermedad que muestra cómo esta evoluciona.

Y, hasta 6 meses después de la infección, algunos de los supervivientes sufren COVID-19 prolongado. Es decir, al menos 1 o 2 síntomas persistentes de la enfermedad.

Entre estos síntomas, los problemas de coagulación cobran protagonismo.

De hecho, en pacientes hospitalizados se administran anticoagulantes dados los efectos de la enfermedad.

Según William W. Li, presidente y médico director de la Angiogenesis Foundation (EEUU), a The New York Timesque la caída de los dientes tenga lugar sin sangre —lo que es bastante inusual, apunta— podría estar estrechamente relacionado con un problema en los vasos sanguíneos de las encías.

En esta misma línea, verse afectados los vasos sanguíneos podría explicar por qué no sientes dolor cuando los dientes se caen.

Otros expertos señalan que la caída de los dientes no tiene que ser una secuela de COVID-19, pero sí desencadenar enfermedades en las encías, que son especialmente sensibles a las reacciones hiperinflamatorias.

Asimismo, otras patologías como las cardiovasculares o la diabetes se correlacionan con afecciones en las encías de los afectados.

“Si la reacción de un transportista de COVID es en la boca, es un mecanismo de defensa contra el virus“, dice a The New York Times Michael Scherer, prostodoncista en Sonora, California (EEUU).

*Artículo original publicado por Kamila Barca en Business Insider

Te recomendamos

Sobre el autor

Business Insider