Salud

5 puntos clave para diferenciar la gripe y el catarro del coronavirus

cómo diferenciar coronavirus de gripe

Con el comienzo del otoño también se inicia la temporada de gripes, catarros y resfriados comunes. ¿Cómo diferenciar sus síntomas de los propios del coronavirus? Aunque comparten varias similitudes también existen diferencias.

La vida sigue, y la temporada de gripe llegará igual que lo harán el frío, la lluvia o la caída de las hojas, sometidas a la estacionalidad de la vida. Para que no cunda el pánico es importarse tranquilizarse e intentar discernir las diferencias que existen entre la gripe, el resfriado y el coronavirus, haciendo caso de las pertinentes recomendaciones sanitarias o consultando en caso de duda a los teléfonos de atención primaria de tu comunidad autónoma.

No es sencill distinguir si se trata de coronavirus o gripe, ya que además de transmitirse de forma parecida, comparten diversos síntomas. Ambas pueden presentarse con fiebre, tos, sensación de dificultad respiratoria, cansancio, dolores musculares, dolor de cabeza y diarrea, todos ellos con intensidad variable según el paciente.

Cómo no confundir con COVID-19 las alergias de otoño e invierno

Si atendemos al resfriado, este si que puede diferenciarse con más claridad y de forma más sencilla de la COVID-19: sus síntomas se ciñen a las vías respiratorias altas, con mocos, dolor de garganta y congestión nasal, siendo la tos, cuando aparece, productiva -en la que se expulsa mucosidad-. El catarro no suele cursar con fiebre ni implicar dolor muscular. Eso sí, la total seguridad de que no se trata de coronavirus conlleva hacerse las pertinentes pruebas.

Además, los estornudos repetidos, el moqueo abundante pero más líquido que en el catarro y el picor de ojos y paladar suele hablarnos de una posible rinitis alérgicam en lugar de un cuadro infeccioso. Para diferenciarla, un dato relevante es que es más frecuente que aparezca al aire libre -si eres alérgico al polen, si lo eres a los ácaros es más común en lugares cerrados. Su aparición es brusca y responde bien al tratamiento con antihistamínicos.

Desde la OCU comparten este útil cuadro de carácter orientativo que resume los síntomas y las probabilidades ligados a cada una de las enfermedades.

Síntomas COVID-19 Gripe Resfriado Alergia
Tos + probable + probable + probable – probable
Estornudos – probable – probable + probable + probable
Fiebre + probable + probable – probable – probable
Diarrea + probable  + probable  – probable  – probable
Dolor muscular + probable + probable – probable – probable
Dolor de cabeza + probable + probable + probable – probable
Moqueo – probable – probable + probable + probable
Picor de ojos – probable – probable – probable + probable
Picor de paladar – probable – probable – probable + probable
Dolor de garganta + probable + probable + probable – probable
Pérdida de olfato y/o gusto + probable – probable – probable probable

Crédito: OCU

5 consejos para diferenciar gripe de coronavirus

  • Pérdida marcada de olfato y de gusto: Esos síntomas son más excluyentes, ya que no aparecen en casos de alergia, gripe o catarro -más allá de la distorsión del sabor propia del resfriado-. Este síntoma puede indicar que padeces coronavirus. No te preocupes, recuperarás estos sentidos con el paso del tiempo.
  • La incubación de COVID-19 es más larga: Los síntomas de coronavirus suelen aparecer en torno a los cinco días -e incluso llegar a los 14-, de lo que se extrae el período de cuarentena. Sin embargo, el período de incubación de la gripe común es más breve. Suele abarcar de uno a cuatro días.
  • Las complicaciones son distintas: Aunque la neumonía, la sobreinfección por bacterias o el empeoramiento de patologías preexistentes puedan suceder tanto en el caso de la gripe como del coronavirus, sí hay otras complicaciones específicas del SARS-COV-2, como lo son las lesiones cutáneas o la formación de trombos.
  • Los niños sufren más con la gripe: Aunque deben guardar las precauciones al poder ser portadores, el coronavirus no suele provocar infecciones graves en los niños, que tienen un riesgo mayor en el caso de la gripe.
  • Repara en el tipo de tos: Si tu tos es seca e improductiva, parecida al sonido de un ladrido y que comienza en la parte posterior de la garganta, debes observarla con atención -especialmente si también tienes fiebre y problemas para respirar-. Si notas un sonido húmedo o silbido al toser es que hay líquido en tus vías respiratorias y que lo más probable es que se trate de resfriado, ya que la tos seca de la COVID-19 no produce flema. 

Fuente | OCU

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.