Salud

5 errores que cometes cocinando y te restan salud

5 errores que cometes cocinando y ponen en peligro tu salud

Bien sea por hábitos anticuados y obsoletos o por desconocimiento, cometemos numerosos errores a la hora de cocinar que deberíamos paliar para no tener problemas de salud y llevar una dieta más nutritiva. Repasamos cinco fallos comunes.

Entre fogones todos cometemos muchos errores comunes: ponemos en peligro nuestra seguridad alimentaria, no prevenimos adecuadamente las intoxicaciones, metemos en la nevera alimentos de forma equivocada o preparamos de forma incorrecta alimentos tan habituales como el pollo, la pasta o los huevos.

8 errores comunes que cometes al cocinar verduras

A continuación repasamos algunos de los fallos que cometes cocinando y que le restan calidad nutricional a tus platos, pueden propiciar que aumentes de peso o incluso ponen en riesgo tu salud y pueden jugarte una mala pasada. 

Hervir siempre las verduras

Verduras

Una revisión de 2015 publicada en la revista International Journal of Gastronomy and Food Science mostró que las verduras en ebullición provocaban una alta pérdida de vitamina C y ácido fólico. El estudio determinó que el brócoli, por ejemplo, perdía alrededor del 33 por ciento de su vitamina C al ser cocinado. Sucede que las vitaminas solubles en agua se filtran y si no los usas para algo como una sopa, se está produciendo pérdida de nutrientes. 

Lavar el pollo crudo

Pollo

Enjuagar unas pechugas de pollo antes de cocinarlas es un peligro para la seguridad, tal y como te explicamos a fondo en este artículo. En lugar de eliminar algunas bacterias (incluidas la salmonela y el campylobacter, que pueden causar diarrea, vómitos y fiebre), podrás expandirlas por toda la cocina, hasta un metro del fregadero, según Investigación de la Universidad de Drexel en Filadelfia. Es importante usar tablas y utensilios limpios, lavarte las manos y cocinar bien la carne.

Eliminar las pieles de productos

Pepino

Pelar tu producto resta a tu comida una importante capa de nutrientes. La piel o monda de los vegetales concentra cantidades significativas de vitaminas, minerales y fibra. Investigadores de la Universidad de Maine estiman que las pieles de las patatas, por ejemplo, contienen entre 10 y 12 veces más antioxidantes que la carne

Pelar frutas y verduras también elimina una dosis de fibra insoluble, crucial para la digestión y la función intestinal. Si estás preocupado por el uso de pesticidas, lava bien los productos y opta por comprar hortalizas orgánicas.

Batirlo todo

Smothie

Un batido es una alternativa para consumir juntos varios alimentos, pero no debe hacerse siempre, ya que las comidas líquidas tienden a ser desequilibradas. A menudo carecen de proteínas, grasas saludables y carbohidratos complejos, que generan sensación de saciedad.

Es recomendable añadir una cucharada de yogur o proteína en polvo y parte de un aguacate o una cucharada de corazones de cáñamo para obtener proteínas y grasas. Para agregar algo de carbohidratos complejos, puedes agregar un poco de avena a la licuadora o tener un trozo de pan integral como acompañamiento.

Ensaladas poco saludables

Ensalada

Las ensaladas parecen tener un carácter sagrado por el cual todo el mundo las considera saludables, pero depende mucho de lo que les añadas. Se recomienda completar las hortalizas con huevo, nueces y semillas picadas o frutas, sin abusar de quesos grasos, salsas pesadas o productos procesados -como la cebolla frita envasada-. Los aderezos a base de aceite también tienden a ser más nutritivos que sus homólogos cremosos.

Fuente | Reader´s Digest

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.