TICbeat LAB

Trucos para proteger tus maletas cuando estás de viaje

Trucos para proteger tus maletas cuando estás de viaje

Hasta que no aparece nuestra maleta por la cinta de recogida de equipaje no nos quedamos tranquilos. En ocasiones, parece que dejar las maletas en mano de la compañía aérea y sus operarios es una cuestión de fe. ¿La volveremos a ver? ¿Está suficientemente protegida? Estas son preguntas de complicada respuesta.

Podemos dudar más todavía cuando al entrar al aeropuerto somos asaltados por trabajadores de los puestos para plastificar las maletas. ¿Merece la pena hacerlo? Puede parecer que una maleta envuelta de ese modo es más complicada de robar, pero quizá nos baste con un simple candado.

En definitiva, queremos proteger nuestras maletas de cualquier modo para que nadie las robe o meta nada dentro de ellas. Y para evitarlo hay distintos métodos.

Plastificar la maleta parece el mejor modo de aislarla de manos ajenas. De este modo nos aseguramos de que nadie va a acceder a su interior. No sabemos si puede perderse por el camino, pero se hace complicado que alguien se moleste en romper todos los plásticos.

Nos exponemos a tres problemas al plastificar la maleta:

  • Un precio quizá excesivo vistas las posibilidades de que nos pase algo.
  • Las maletas plastificadas son peor tratadas porque se entiende que aguantan mejor los golpes.
  • El coste ecológico es alto por la cantidad de plástico que se utiliza.

Una opción más sencilla es poner candados en todas las cremalleras. Con un candado simple, a ser posible que no sea llamativo, ya se evitarán la mayor parte de los problemas. Quizá hasta es mejor que sea de numeración y no de llave por lo fáciles que son de abrir algunos de los más baratos. Eso sí, ten en cuenta que estén todas las cremalleras en perfecto estado y sin descoser, o en caso contrario será inútil.

Por último, nada como unas pegatinas para que la maleta sea tratada con más cuidado. Ser la maleta con pegatina no tiene que significar llamar la atención de ladrones y gente con malas intenciones, quienes suelen preferir maletas más anodinas y discretas.

En todo caso, ya sabemos que el factor más importante para que nuestra maleta aparezca por la cinta es la suerte, de eso no hay que dudar.

*Artículo original publicado por Ekaitz Ortega en Computerhoy.com

Te recomendamos

Sobre el autor

ComputerHoy.com