Los altavoces Inteligentes son uno de los accesorios más de moda ya que, permiten controlar las luces de tu casa con un simple comando de voz, encender o apagar electrodomésticos, crear listas de la compra dictando los productos a tu altavoz e incluso hacer llamadas o enviar mensajes sin tocar tu smartphone.

Lo que tal vez no sabías es que todos esos comandos y algunos datos más se registran y guardan en forma de grabaciones de audio y transcripciones de texto de esos audios.

Desde hace algunas semanas ya es posible eliminar los registros de voz que han grabado tanto los altavoces inteligentes Amazon Echo como la app de Alexa instalada en tu smartphone, pero no se eliminan las transcripciones. Te mostramos cómo eliminar estas transcripciones en texto de tus registros de voz en Alexa.

Uno de los requisitos imprescindibles para sacar el máximo partido a los Amazon Echo es instalar la app de Alexa en tu smartphone. Esto, además te permitirá controlar las opciones de configuración de Amazon Echo para obtener más privacidad.

Lo primero que debes hacer es abrir la app de Alexa y desplegar el panel lateral tocando sobre el icono de opciones que encontrarás en la esquina superior izquierda.

Alexa

Aquí, accede al apartado Configuración y toca sobre la opción Privacidad de Alexa. En la siguiente pantalla, toca sobre la opción Consultar historial de voz y activa el interruptor de Activar la supresión por voz.

Esta opción habilita el comando de voz que permite eliminar los registros de voz que los Amazon Echo graban y guardan en los servidores de Amazon. Para eliminarlos solo tienes que decir algo como “Alexa, elimina todo lo que he dicho hoy” y el registro de voz se borrará.

También puedes pulsar sobre la opción Eliminar todas las grabaciones de hoy que encontrarás justo debajo de este interruptor.

Sin embargo, Amazon todavía conservará una copia en texto de tus conversaciones o comandos de voz que envíes a tu altavoz inteligente, por lo que, para mantener la privacidad de uso de los Amazon Echo, también deberás eliminar estas transcripciones.

Eliminar estas transcripciones en formato texto de los comandos enviados no va a ser tan sencillo ya que para ello tendrás que ponerte en contacto con el servicio de atención al cliente de Amazon y hacer una solicitud formal de borrado, que te permite la normativa del GDPR.