TICbeat LAB

Cómo cargar el lavajillas correctamente para ahorrar y ser más eficiente

Cómo cargar el lavajillas correctamente para ahorrar y ser más eficiente

El uso que le damos a los electrodomésticos es fundamental para ahorrar energía y dinero. Hoy te enseñaremos a cargar el lavavajillas adecuadamente para ser más eficiente.

¿Sabes cargar el lavavajillas de manera correcta? Casi todo el mundo comete algún error que lastra la eficiencia de este valioso electrodoméstico que permite ahorrar agua, tiempo doméstico y también discusiones por el reparto de las tareas.

7 aparatos que más consumen (y encarecen tu factura eléctrica)

Si lo que hacías hasta ahora era meter al tuntún todos los cacharros sucios en el interior de tu lavavajillas, apúntate los siguientes consejos para su adecuada distribución, ganando espacio y permitiendo lavar más y mejor cantidad de menaje en cada programa. ¡Vamos alla!

11 consejos para cargar adecuadamente el lavavajillas

  • Las tazas y cuencos pequeños deben colocarse boca abajo en la rejilla superior, inclinándolos si el agua tiende a acumularse en el fondo. Arriba también deben estar los utensilios de gran tamaño como los cucharones y espátulas. Colócalos de forma plana.
  • Todos los artículos de plástico también deben situarse en el estante superior, puesto que el calor proviene del fondo y puede deformarlos.
  • En la rejilla inferior deben colocarse platos, cuencos de gran tamaño, ollas y sartenes, situando los más grandes en los laterales.
  • Las cucharas y los tenedores se colocan en el portautensilios con el extremo hacia abajo. Los cuchillos también entran con la hoja hacia abajo, lo que te permitirá no cortarte al recogerlos. Algunos lavavajillas cuentan con una rejilla arriba del todo para poner los cubiertos.
  • Evita todo tipo de sobrecargas. Si saturas el lavavajillas de cacharros, muchos de ellos no se limpiaran correctamente.
  • No pongas objetos planos grandes contra la puerta. Las fuentes y bandejas para hornear deben estar en la rejilla para que el detergente pueda salir y llegar al resto del interior.
  • No pongas sartenes boca abajo en la rejilla inferior si la máquina no tiene un brazo rociador superior. Los artículos colocados de esta manera y no de lado en el estante impiden que el agua suba por la parte superior.
  • Antes de cerrar la puerta y encender el lavavajillas, gira el brazo rociador de la rejilla superior para ver si golpea algo. Reorganiza los artículos hasta que el brazo gire libremente.
  • Los platos sucios deben apuntar hacia el centro. No deben tener trozos de comida, que deberás tirar a la basura antes de cargarlo. Eso sí, no hace falta prelavarlos, ya que solamente desperdiciarás agua.
  • Lava a mano las sartenes de hierro fundido, sartenes antiadherentes, porcelana fina, acabados de metal, utensilios de madera y tablas de cortar, asi como los cuchillos de cocina. Todos ellos pueden estropearse debido al agua.
  • Mantén limpio el lavavajillas procurando que no queden pedazos de comida y ejecutando un ciclo vacío con vinagre una vez al mes.

Fuente | Brightside.me

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.