Innovación

Crean una píldora digital e inalámbrica para controlar la medicación a distancia

Crean una píldora digital e inalámbrica para controlar la medicación a distancia

La investigación científica unida a la transformación digital proporcionan vertiginosos y útiles avances médicos como este: una píldora inalámbrica permitirá administrar a distancia y desde el smartphone medicamentos, así como detectar problemas de salud.

Para reducir los procedimientos quirúrgicos y beneficiar al paciente gracias alas nuevas tecnologías, un grupo de científicos ha diseñado una píldora digital que puede ser ingerida y controlada de forma inalámbrica mediante una aplicación. De esta manera, a través de un teléfono inteligente podrán administrarse medicamentos para diversas enfermedades que requieren medicación a largo plazo, según han indicado los investigadores del Instituto de Tecnología de Massachusetts.

La cápsula también podría detectar infecciones o una reacción alérgica, facilitando que una característica secundaria en la propia píldora digital liberase antibióticos o antihistamínicos como respuesta. La creación se controla de forma externa mediante tecnología Bluetooth y se ensambla a través de técnicas de impresión 3D, un tipo de innovación con numerosas aplicaciones médicas.

Sangre dorada, el grupo sanguíneo que solo tienen 40 personas en el mundo

El funcionamiento de este invento dentro del organismo es el siguiente, según explican los responsables de su creación. “Este sistema electrónico gástrico residente (GRE) permite la residencia de una plataforma administrada por vía oral de dichos dispositivos dentro del cuerpo humano. En contraste con la residencia gástrica pasiva de un día lograda con la electrónica ingerible anterior, el avance en la creación de prototipos multimateriales permite al GRE residir en el entorno gástrico hostil durante un máximo de 36 días y mantener una comunicación electrónica electrónica de aproximadamente 15 días, como lo demuestran los estudios”

Tal y como han revelado los investigadores, la integración sinérgica de la estructura de residencia gástrica reconfigurable, los módulos de liberación de fármacos y la electrónica inalámbrica podrían, en última instancia, permitir el diagnóstico remoto de la próxima generación y las estrategias terapéuticas automatizadas, abriendo nuevos caminos para el seguimiento de enfermedades y la optimización de la toma de fármacos.

“Nuestro sistema podría proporcionar monitoreo y tratamiento de circuito cerrado, mediante el cual una señal puede ayudar a guiar la administración de un medicamento o ajustar la dosis de un medicamento”, afirmó el profesor Giovanni Traverso, coautor de la investigación. Calculan que en dos años la píldora inalámbrica podrá probarse en humanos.

En torno al apartado de la seguridad Yong Lin Kong, autor principal del artículo, afirmó que el rango limitado de conexión dentro del espacoo físico del usuario sirve como una mejora de seguridad positiva para proteger al dispositivo de conexiones no deseadas y blindar la privacidad del paciente.

Fuente | Telegraph

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.