Innovación

Noruega abandera la prohibición pública de la deforestación

Noruega, primer país del mundo en combatir la deforestación

Buenas noticias para el planeta: el Parlamento noruego ha aprobado que la política de contratación pública esté libre de deforestación, por lo que cualquier producto que contribuya a ella no se utilizará en el país escandinavo.

El planeta perdió 15,8 millones de hectáreas de bosque tropical solamente en 2017: el doble del tamaño de Andalucía, según indicaban datos del Global Forest Watch. La lucha contra la deforestación, así como la protección de la biodiversidad o la repoblación con especies autóctonas son acciones fundamentales para proteger el planeta, frenar el cambio climático o reducir la peligrosidad de desastres como los incendios. 

En medio de un panorama desolador en el que gobiernos y grandes corporaciones se enriquecen a través de la devastación de la naturaleza y los consumidores se reparten la culpa con sus decisiones de compra, algunas buenas noticias salen a la luz. Hablando de la protección medioambiental de los bosques, Noruega ha decidido seguir las recomendaciones de Rainforest Foundation Norway y prohibir la deforestación como parte del Plan de Acción sobre la Diversidad de la Naturaleza. 

CityTree, el árbol que busca acabar con la contaminación en ciudades

“Esta es una victoria importante en la lucha para proteger la selva tropical”, indicó a través de un comunicado Nils Hermann Ranum, jefe de política y campaña de Rainforest Foundation Norway. “Durante los últimos años, varias empresas se han comprometido a detener la adquisición. de bienes que pueden vincularse a la destrucción de la selva. Hasta ahora, esto no ha sido acompañado por compromisos similares de los gobiernos. Por lo tanto, es muy positivo que el estado noruego ahora esté siguiendo su ejemplo y haciendo las mismas demandas cuando se trata de adquisiciones públicas”, afirmaba el responsable de la organización, puntualizando que Reino Unido y Alemania deben hacer lo propio tras su su declaración conjunta en la Cumbre sobre el clima de la ONU.

Estos tres países -Noruega, Alemania y Reino Unido- se comprometieron a 2014 a promover compromisos nacionales que fomenten la contratación pública de cadenas de suministro libres de deforestación, así como la obtención de productos de forma sostenible, desde la carne a la madera o la soja, normalmente asociados a la pérdida forestal, la contaminación y la eliminación de biodiversidad del planeta.

Otra de las iniciativas respaldadas por Noruega fue en los últimos tiempos el compromiso de 250 millones de dólares destinados a la protección de los bosques de Guyana desde 2011 hasta 2015, una iniciativa insertada en el Naciones Unidas Reduciendo las Emisiones por Deforestación y Degradación de los Bosques. También en 2015 Noruega impulsó un plan de 1.000 millones de dólares para prevenir la deforestación de la Amazonia brasileña, salvando según el National Geographic 53.000 kilómetros cuadrados de selva tropical de la tala.

Fuente | Ecowatch

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.