Innovación

Este sistema de bajo coste podría ser la solución para limpiar los océanos

Estas son las grandes firmas que más contaminan los océanos de plástico

Remora es un novedoso sistema que se puede integrar en los buques y barcos sin grandes costes. Funciona de forma simple, pero es capaz de recoger toda la basura plástica a su paso, con lo cual podría ser la solución definitiva para limpiar los océanos.

El sistema de limpieza Remora utiliza el movimiento de la infraestructura donde se coloca para extraer plásticos y limpiar los grandes superficies marinas o fluviales. Este sistema de bajo coste podría ser la solución para limpiar los océanos, y ya ha sido premiado en los premios James Dyson de Reino Unido.

Este utensilio utiliza por tanto el movimiento de los barcos o turbinas marinas generadoras de energía para así recopilar el plástico que se encuentra en el mar con un coste bajo. Este invento proviene del proyecto de graduación de su creador, Robert Rouse, que quiso desarrollar su trabajo en torno al grave problema que sufren los océanos actualmente, la contaminación, y en especial la contaminación de plásticos.

Así, este sistema se puede integrar en la infraestructura de generación de energía y en los buques de las redes de transporte, y evita que los animales se puedan enganchar en ella. Su turbina se puede instalar en una turbina generadora de energía o modificarse para instalarla en un barco.

Mientras el agua pasa por el sistema, el material plástico se queda atrapado en unas membranas que forman el invento. Gracias a un sistema giratorio las membranas se limpian y se barre el material hacia afuera, donde se extrae con unas válvulas de no retorno.

Aquello que se recoge se separa en un sistema auxiliar posterior, para guardar los plásticos y devolver al agua el resto de materias naturales. Como este sistema se puede integrar, y además tiene un bajo coste, es muy sencillo para los buques implantarlo.

Estos Patrimonios de la Humanidad pueden desaparecer por culpa del cambio climático

Esta tecnología haría que el coste de la retirada de plásticos de océanos y mares se redujera hasta en un 97,5% por cada kilogramo, de una forma sencilla y práctica. Es decir, Remora podría reducir en 10 años hasta el 50% de la basura plástica que se encuentra en mares y oceános, extrayendo 75 millones de toneladas, según informa Ecoinventos.

Para desarrollar este proyecto, Rouse está creando su propia empresa para implementarlo, y próximamente pretende construir un nuevo prototipo a escala, para lo que necesita socios. Remora podría ser por tanto el sistema de bajo coste que sea la solución definitiva para limpiar los océanos de los plásticos y los residuos que están contaminando el planeta.

Te recomendamos

Sobre el autor

Alicia Ruiz Fernández