Innovación

Se aprueba en Singapur la primera carne de pollo cultivada en laboratorio del mundo

Se aprueba en Singapur la primera carne de pollo cultivada en laboratorio del mundo

La Agencia de Alimentos de Singapur da luz verde a los planes de Eat Just, con sede en Estados Unidos, para comenzar a vender su carne de pollo cultivada en laboratorio en la nación asiática.

Cada vez son más las startups que apuestan por el cultivo de carne sintética, el desarrollo de alternativas vegetales ricas en proteína o la búsqueda de propuestas de alimentación más sostenibles y respetuosas con el medio ambiente, eliminando la crueldad animal de la ecuación. Esta semana es Singapur el país que ha anunciado la aprobación de la comercialización de carne de pollo in vitro, cultivada en laboratorio por parte de la empresa Eat Just.m

La compañía declaró que se encuentran preparando este pollo en forma de nuggets, pero todavía no se ha dado a conocer una fecha específica o el nombre del restaurante donde aparecerán. Aunque comenzarán en un local concreto, el objetivo a largo plazo es expandirse y vender el producto a numerosos restaurantes y tiendas de comestibles.

Alt-Steak, el filete vegano impreso en 3D en Israel idéntico a la carne

Se conoce la tendencia al alza de las alternativas a la carne en los últimos años, tanto a través de bioimpresión 3D o mediante el uso de opciones basadas en plantas como la de Beyond Meat o Impossible Foods. Sin embargo, se afirma que la opción de Eat Just aprobada por el gobierno de Singapur es una “primicia mundial”. Para sus nuggets, la compañía ha utiizado células musculares procedentes de los animales.

Estas células se obtienen del animal en formas que incluyen biopsias, luego se cultivan, se transfieren a un biorreactor, se alimentan con una serie de proteínas, aminoácidos, minerales, azúcares, sal y otros nutrientes antes de cosecharlas en la densidad correcta. La compañía, que también se especializa en sustitutos de huevo y carne, dará salida a este producto en Singapur bajo la marca GOOD Meat.

Además de unabuena noticia para la industria alimentaria mundial, se trata de un gran avance para Singapur, una nación que importa aproximadamente el 90% de sus productos alimenticios, algo que se ha visto muy afectado durante la pandemia de COVID-19.

Para minimizar estos impactos para su economía y ayudar al planeta, ganando en soberanía alimentaria, Singapur ha impulsado una iniciativa llamada “30 para 30”, que espera ver el 30% del suministro de alimentos del país producido localmente para 2030.

Fuente | Interesting Engineering

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.