Empresa

La pandemia empujará a la pobreza extrema a 100 millones de personas en 2020

La pandemia empujará a la pobreza extrema a 100 millones de personas en 2020

Esta semana el Banco Mundial ha emitido un informe que estima que hasta 100 millones de personas serán empujadas a la pobreza extrema para finales de 2020 debido a la crisis económica del coronavirus.

El coronavirus no solamente se ha cobrado 1.056.400 víctimas mortales y suma ya en todo el mundo más de 36 millones de contagios según datos de la Universidad Johns Hopkins, sino que entre sus consecuencias indirectas se encuentra el grave impacto económico y por ende, las condiciones de insalubridad, pobreza extrema, enfermedad o desnutrición que afectarán a millones de personas.

Un informe en profundidad publicado este miércoles por el Banco Mundial estima que hasta 100 millones de personas serán empujadas a la pobreza extrema para fines de 2020, y hasta 50 millones más seguirán en 2021, debido a el coronavirus y la crisis económica aparejada a la pandemia. Son estimaciones más elevadas y preocupantes que hace unos meses.

La pobreza extrema se define como vivir con menos de 1,90 dólares al día, el valor medio de la línea de pobreza en los países más pobres del mundo. El pasado año 2015, las Naciones Unidas declararon que su primer y más importante Objetivo de Desarrollo Sostenible era erradicar la pobreza extrema para 2030. Y de hecho estábamos en camino de lograrlo: de 2015 a 2019, el número de personas por debajo del umbral de 1,90 dólares se redujo desde 740 millones a alrededor de 550 millones. Pero el coronavirus está devolviendo a la ficha de inicio este propósito.

Habrá 120 millones de pobres en 2030 por el apartheid climático (y la culpa es de los ricos)

“La reducción de la pobreza ha sufrido su peor revés en décadas, después de casi un cuarto de siglo de constantes caídas mundiales”, dice el estudio, titulado Reversals of Fortune. Entre las razones del incremento de la pobreza se encuentran la pérdida de empleos y las privaciones relacionadas con la pandemia en todo el mundo. Además, lejos de revertirse la situación, el análisis advierte que los efectos de la crisis actual se prolongarán en la mayoría de los países hasta 2030, momento en el que podría haber 130 millones de personas bajo el yugo de la pobreza extrema.  

A través de datos obtenidos mediante encuestas telefónicas mensuales se averiguó, entre otras cosas, que el 42% de los encuestados en Nigeria perdió su trabajo en mayo. La mitad empezó a comer menos. Mientras, en América del Sur y el Caribe, el 40% de los encuestados se quedó sin alimentos durante los cierres y confinamientos decretados por sus gobiernos. “En un sentido literal, la gente se empobreció de la noche a la mañana”, señala el informe, poniendo de manifiesto lo abrupto y brusco del impacto de la COVID-19.

Retrocesos graves en India y necesidad de proyectos de renta básica

Antes de que el SARS-COV-2 cambiase el mundo para siempre, China estaba en camino de erradicar la pobreza extrema en 2020, según un artículo de investigación de diciembre del Instituto de Asia Oriental de la Universidad Nacional de Singapur. India estaba celebrando haber sacado 100 millones de sus filas más pobres durante la última década.

Con la irrupción de la pandemia dichos segmentos pasaron a los siguientes dos niveles de pobreza: ganaban menos de $ 3,20 al día y $ 5,50 al día, las líneas divisorias de las economías de ingresos medios-bajos y medios-altos. El coronavirus los ha hecho retroceder, especialmente en India, que ahora se estima que ve a 50 millones más de personas en la pobreza extrema.

En el 2030 el informe estima que hasta el 7% de la población mundial ganará menos de 1,90 dólares al día, números muy lejos del propósito de erradicación total. Muchos países tendrán que poner en marcha medidas de ingresos básicos o renta universal para paliar el nivel de pobreza y proteger a los segmentos más vulnerables de la población. 

Fuente | Mashable

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.