El hotel Asahi Ryokan que se encuentra en Fukuoka, Japón ofrece a sus clientes pasar la noche prácticamente gratis en una de sus habitaciones a cambio de una condición muy particular.

Hospedarse en la habitación número 8 de este hotel cuesta exactamente 83 céntimos, pero bajo una condición: retransmitir en directo su estancia en la habitación a través de Youtube. El hotel está dentro del sector de alojamientos baratos de la ciudad y su dueño buscaba una forma de darle valor, creando una oferta nunca vista y así atraer a los turistas.

Más de la mitad de los robots son “despedidos” de un hotel en Japón

Esta curiosa idea es fruto de Tetsuya Inoue, el actual gestor del hotel, un joven de 27 años que buscaba transformar el antiguo negocio de su abuela en algo innovador y que diera mucho que hablar en la zona para atraer clientes. En su búsqueda por un nuevo modelo de negocio se ocurrió instalar una cámara que retransmite en streaming todo lo que sucede en la habitación 8… ¿Estarías dispuesto a ser grabado a cambio de un alojamiento de menos de un euro?

El hotel Inoue tiene un total de 10 habitaciones y pasar la noche “sin cámaras” vale unos 24 euros. Este modesto hotel quería distinguirse de los demás dentro del sector de alojamientos baratos en Japón, por eso anima a los turistas a probar su experimento en la habitación número 8.

La idea surge gracias a un turista inglés que se hospedó en el hotel: decidió subir su experiencia en el hotel a YouTube, esto inspiró a Tetsuya aportando un aspecto diferencial que sin duda gustaría a muchos. La retransmisión se emite desde el canal de Ryokan con más de 2000 suscriptores y cualquiera puede seguirla a través de este enlace. En caso de no tener huéspedes, la cámara se mantiene apagada o con un cartel informativo.

Pero no todo vale, de hecho, hospedarse en esta habitación tiene ciertas normas: todo lo que se transmite no tendrá sonido, así los huéspedes pueden tener conversaciones o llamadas en privado, los que quieran dirigirse a los espectadores del streaming deberán optar por escribir algo en un papel. Tampoco está permitido tener relaciones sexuales.

En cuando al cuarto de baño, se encuentra separado y es la única zona donde no hay cámaras. El objetivo es que si la idea cobra fuerza se podría atraer anunciantes a su cuenta de youtube y diversificar los ingresos.