Empresa

Cómo aplicar el consejo más famoso de inversión de Warren Buffett

Cómo aplicar el consejo de inversión de Warren Buffet

Warren Buffet no solamente es una de las personas más ricas del mundo, sino todo un gurú de las finanzas cuyos consejos son seguidos a rajatabla por miles de inversores en todo el mundo. Hoy explicamos uno de sus consejos más famosos.

La larga historia de éxito del multimillonario de Nebraska le ha valido el apodo de “El oráculo de Omaha”, y es por ello que muchos inversores confían en cada una de las palabras para obtener información sobre cómo triunfar en el mercado. El magnate es famoso por muchas de sus frases célebres, siendo una de las más conocidas “es sabio ser temeroso cuando los demás son codiciosos y codicioso cuando otros temen”. 

Hoy analizaremos esta frase, la cual alude al precio que tiene un activo y a la actitud que debe tener un inversor. Su explicación es bastante sencilla, ya que cuando el resto de inversores son codiciosos ante el valor de un activo en alza lo habitual es que los precios se disparen, algo que exige cautela para no pagar demasiado por un producto financiero cuyo rendimiento podría ser escaso en el futuro, mientras que cuando otras personas temen invertir en un activo del mercado bursátil, podemos encontrarnos ante una buena oportunidad de compra. 

La clave para aumentar tu valor en un 50%, según Warren Buffett

Si Warren Buffet expresó esa afirmación en alto es porque conoce en profundidad los ejes que mueven los mercados de inversión, a menudo cíclicos. Los precios de las acciones suben, suben, bajan y luego rebotan. De forma paralela, la confianza de los inversores cambia junto con las tendencias de los precios de las acciones: a medida que los precios aumentan, muchos inversores ven estas ganancias del mercado, se entusiasman y se suben al carro al verter dinero en el mercado. Buffett caracteriza a estos inversionistas que buscan el retorno como “codiciosos”, aquellos que buscan beneficiarse -especialmente de forma cortoplacista- de un mercado de valores en aumento.

Esos codiciosos inversores que persiguen un mercado de valores en alza tienden a pasar por alto el factor más importante al comprar acciones: el precio. Independientemente de las tendencias generales del mercado, si pagas un precio demasiado alto por una acción o fondo, es más que probable que pierdas dinero cuando el mercado se corrija y el precio vuelva a la tierra. 

Por otro lado y como también advierte la frase de Warren Buffet, cuando la tendencia alcista del precio de las acciones se invierte y los valores bajan, es habitual que los inversores se asusten y vendan estos activos de forma precipitada. Estas personas asustados están haciendo exactamente lo que Buffett advierte que no se debe hacer: vender por miedo o bajo el miedo. Sin embargo, aquellos inversores inteligentes que compran cuando otros están temerosos, generalmente compran acciones con una relación PE más baja y menos valoradas y disfrutan de mayores rendimientos en el futuro.

El secreto de la estrategia de inversión inteligente es comprender el valor de sus inversiones. Si los precios de los activos están sustancialmente por encima de sus normas históricas, y los inversores se muestran entusiasmados, es fundamental seguir al “Oráculo de Omaha” y ser cauteloso. Cuando toda la gente corre a vender acciones por miedo, pararse a pensar y no abandonar la ambición se torna fundamental.

Fuente | The Balance

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.