Empresa

Ponen una guillotina ante la casa de Jeff Bezos para protestar por los bajos sueldos de Amazon

jeff bezos

Algunos manifestantes colocaron este jueves una guillotina en la casa de Jeff Bezos para protestar por los bajos salarios de Amazon. La protesta tuvo lugar un día después de que se conociese que la riqueza de Bezos alcanzaba los 200.000 millones de dólares (168.000 millones de euros), lo que le hace la persona más rica de la historia.

Más de 100 manifestantes colocaron el jueves una guillotina delante de la casa de Jeff Bezos en Washington D.C. (Estados Unidos) durante una protesta para pedir que se subiera el salario mínimo.

La protesta tuvo lugar un día después de que se conociese que la fortuna del CEO de Amazon asciende a 200.000 millones de dólares (168.000 millones de euros), de acuerdo con Forbes. Su patrimonio ha crecido unos 85.000 millones de dólares (millones de euros) desde enero, aupado por el auge del comercio electrónico durante la pandemia.

DBarrio, la alternativa online gallega a Amazon para el pequeño comercio local

Un vídeo publicado en Twitter por un reportero del Washington Examiner muestra al extrabajador de Amazon Christian Smalls pidiendo a la compañía que suba el salario mínimo de 15 dólares (12 euros) por hora a 30 (25 euros) en respuesta a este aumento del patrimonio de Bezos. La protesta fue convocada por el denominado Congress of Essential Workers (Congreso de Trabajadores Esenciales), un grupo fundado por Smalls.

“Dame una buena razón por la que no merezcamos un aumento a 30 dólares (25 euros) por hora cuando este hombre gana 4.000 dólares (3.300 euros) al segundo“, reclamaba Smalls.

Smalls fue despedido del almacén de Amazon en Staten Island después de pedir mejores medidas de seguridad durante la pandemia. Él defiende que fue despedido como represalia por organizar una huelga después de que un empleado diera positivo por coronavirus, pero Amazon lo niega.

Desde entonces, ha liderado varias protestas contra Amazon y Bezos, incluida la del 10 de agosto delante del apartamento de Bezos en Nueva York.

Mientras que la pandemia por COVID-19 ha hecho que algunos trabajadores hablen sobre las condiciones de trabajo, también ha supuesto un boom financiero, con unas ventas que ascienden a 88.900 millones de dólares (75.000 millones de euros) en el segundo trimestre de 2020, según datos de la compañía.

No está claro si la guillotina colocada por los manifestantes funciona o no. De momento, ni el Congreso de Trabajadores Esenciales ni Amazon han querido hacer alguna declaración a Business Insider.

*Artículo original publicado en Business Insider

Te recomendamos

Sobre el autor

Business Insider