Entretenimiento

Un estudio halla que los latidos del corazón se alinean durante un ritual islámico

Sufismo

Dimitris Xygalatas y Christopher Manoharan, dos antropólogos de la Universidad de Connecticut, descubrieron cómo los corazones de todos los participantes de un ritual sufí islámico se alineaban para latir al unísono.

El sufismo se trata de una doctrina religiosa ascética y mística del islamismo, de carácter heterodoxo y panteísta, que busca encontrar la unión mística con Alá mediante un camino conformado por diversas etapas. Dentro del mismo,  el marifat es una de las llamadas “cuatro puertas”, un conocimiento espiritual al que se accede mediante la experiencia directa, como la meditación, los sueños, la música, el ritual y los estados profundos de trance religioso.

Dos antropólogos descubrieron un dato muy interesante al estudiar el ritual sufí del dhikr, el más importante de este culto, también denominado “camino del corazón” y que se trata de varias horas en las que los devotos realizan una meditación profunda o trance extático, cpn sonidos y movimientos sagrados que incluyen el derviche giratorio, una meditación de baile iniciada por el místico y poeta sufí del siglo XIII Jalaluddin Rumi.

La investigación se centró en una congregación sufí musulmana llamada la orden Uşşaki que se reúne semanalmente en el centro de Estambul para un ritual dhikr. En el estudio, Xygalatas adoptó un enfoque etnográfico único, supervisando 20 de las frecuencias cardíacas de los practicantes utilizando monitores cardíacos ​​debajo de sus prendas. La razón para hacer esto fue porque, según Sufi, durante su ritual se dice que los corazones “palpitan como uno” mientras se unen para recordar a Alá.

La meditación mejora tu plasticidad cerebral (en tan solo 3 meses)

“Teníamos curiosidad por ver si esta noción sería apoyada por datos biológicos”, escribieron Xygalatas y Manoharan. “Nuestra investigación reciente, que todavía no ha sido publicada, muestra que su búsqueda para unificar los corazones en la celebración de Dios va más allá de la metáfora: sus corazones realmente laten como uno”.

El descubrimiento, aunque profundamente intrigante, no tiene precedentes. Otros estudios han encontrado que las personas que están estrechamente conectadas emocional y socialmente experimentan sincronización fisiológica. Por ejemplo, un estudio de 2013 descubrió que los latidos del corazón de los amantes se sincronizan. Y otra investigación también explicó que durante rituales intensos como caminar con fuego se encontraron notables grados de armonización del ritmo cardíaco entre los participantes del evento y los espectadores.

Estos informes apuntan a que los latidos del corazón del participante estaban más estrechamente alineados con aquellos con los que estaba más cerca a nivel social o sentimental, como las parejas o los amigos. En los citados ensayos, la correlación fue tan fuerte que los investigadores pudieron predecir el nivel de proximidad social entre dos personas únicamente al observar los datos de frecuencia cardíaca.

Los ritmos naturales nos influyen

Lo que estos estudios de latidos nos dicen es que, aunque podemos creer que vivimos nuestras vidas en cuerpos aislados, no estamos separados físicamente del resto del mundo. Los ritmos naturales tienen influencia sobre nosotros y nuestras relaciones con los demás. De hecho, según Michael Richardson, psicólogo de la Universidad de Cincinnati en Ohio, la armonización de los latidos del corazón es parte de una ley natural.

“La ley natural de los osciladores acoplados sostiene que cuando dos o más ritmos se encuentren, se coordinarán, un fenómeno visto en todo el mundo natural, desde luciérnagas que combinan sus destellos hasta grupos que se ponen en marcha”, dijo Richardson a National Geographic en 2011.

Se pueden lograr estados similares a los de este ritual religioso y otros ejemplos de conexión simplemente acurrucándote con una mascota que amas, yendo a un espectáculo de teatro o cantando tus canciones favoritas con tus amigos este fin de semana.

Accede al estudio aquí.

Imagen | Wikimedia Commons

Fuente | BigThink

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.