Autor -The Conversation

Por qué preocupa tanto la pandemia de COVID-19 en África

La pandemia de SARS-CoV-2 avanza implacable y pone en jaque a los sistemas de salud de muchos países en el hemisferio norte. Como ocurrió con el coronavirus del SARS (2002-2003) y la gripe H1N1 (2009), la COVID-19 llega a África más tarde.

Recluidos, pero hiperconectados: ¿aguantará internet?

La crisis de COVID-19 ha generado una situación de alarma nunca antes vivida en España. Millones de personas se encuentran confinadas en sus hogares y lo estarán durante un periodo de tiempo que aún puede alargarse varias semanas o incluso meses. Este nuevo escenario conlleva un notable incremento en la carga habitual de la Red

Nuestro aislamiento de hoy, ¿nuestro alcoholismo de mañana?

Cuando no hay otro estímulo ni tenemos contacto social, tendemos a tomar una copita para animarnos. Muchos intentamos superar el confinamiento con unas copitas, cervecitas, comida y cualquier cosa que nos dé esa paz de haber conseguido una recompensa.

Coronavirus: los peligros del contagio emocional negativo

En tiempos de confinamiento, nuestras dos principales ventanas al exterior son internet y los balcones. La psicología social nos da muchas claves para entender cómo nos comportamos ante esta situación inédita que nos ha tocado vivir por culpa del coronavirus: desde los experimentos de Milgram sobre la obediencia a la autoridad al contagio emocional que encuentra una nueva vía de transmisión...

¿Cuál es el mejor tratamiento para COVID-19?

La infección por el nuevo coronavirus SARS-CoV-2 ya se ha extendido por todo el mundo. La cuestión es, ¿cómo se trata? ¿Hay unanimidad en cuanto al modo de abordarla por parte de los sanitarios? ¿Funcionan los antivirales disponibles?

El coronavirus SARS-CoV-2 también se transmite por contacto directo

El penúltimo debate sobre la capacidad infecciosa del virus SARS-CoV-2, que causa la actual enfermedad pandémica COVID-19, es su capacidad potencial para permanecer viable durante varias horas o incluso días en superficies rígidas, desde las cuales podría transmitirse.

Así nos puede hacer engordar el desfase alimentario (también en confinamiento)

Somos muchos los que aprovechamos los fines de semana para dormir más, despertarnos tarde y desayunar a las mil. O, incluso, juntar el desayuno con el almuerzo. Y ahora que vamos a pasar varias semanas confinados por el COVID-19, en la mayoría de los casos sin trabajar, ese desfase horario en las comidas podría prolongarse durante días.