Tecnología

Volkswagen presenta el prototipo de su primer modelo eléctrico, el ID

Escrito por Marcos Merino

El Salón de París ha sido el escenario elegido para presentar la nueva gran apuesta de la marca alemana, que confía en poder lanzar al mercado en 2020.

Ahora que comienza el Salón de París de automoción (1 – 16 de octubre), Volkswagen ha decidido sacar a la luz el aspecto y las especificaciones del prototipo de su ‘ID’, el modelo de coche eléctrico que tiene previsto lanzar al mercado en 2020 y que espera que represente un punto de inflexión para esta marca que, tras su escándalo de manipulación de emisiones, aspira ahora a ser líder en movilidad sostenible. El fabricante de automóviles alemán había ya anunciado en su comunicado de prensa que el ID tendrá “potencial para hacer historia” y que será “tan revolucionario como lo fue el Escarabajo hace siete décadas y el primer Golf hace cuatro”.

Diseño futurista

El ID se caracterizará, por lo que podemos apreciar en su prototipo, por un diseño exterior de corte ‘futurista’ (cuenta, por ejemplo, con luces LED que reaccionan según lo que esté haciendo en cada momento el coche) y unas medidas de ‘coche compacto’. El diseño del interior del ID, etiquetado como ‘Open Space’ por el fabricante, ofrecerá gran amplitud gracias a que el motor eléctrico irá montado en la parte trasera, mientras que las baterías lo harán en el suelo del vehículo.

Potencia y ‘Modular Electric Drive’

Se espera que una única carga de batería le permita realizar desplazamientos de entre 400 y 600 kilómetros. Además, equipado con la nueva plataforma MEB (‘Modular Electric Drive’, con la que se equipará también a la furgoneta Volkswagen BUDD-e), tendrá una potencia de 125 KW (aproximadamente 167 CV), y será capaz de alcanzar una velocidad de 97 km/h en menos de 8 segundos, pudiendo alcanzar una velocidad máxima de 160 km/h.

Conducción autónoma y ID Pilot

El Volkswagen ID contará también con capacidades de conducción autónoma: una tecnología denominada ID Pilot le permitirá incluso retrotraer el volante en el salpicadero cuando esté activo el piloto automático, aumentando la sensación de conducción futurista con la que la marca confía en atraer a numerosos compradores. Sin embargo, la compañía no cree poder implementar ID Pilot en sus coches hasta 5 años después del lanzamiento del ID (sus previsiones recogen la meta del millón de coches eléctricos vendidos para 2025).

Vía | Tech Times

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.