Tecnología

Visionarios de la tecnología moderna: Marc Benioff

Marc Benioff, CEO de Salesforce

Esbozamos el perfil de Marc Benioff, el hombre que le declaró la muerte al software y que fue precursor del ‘cloud computing’ en el ámbito empresarial.

Una fortuna de 4.000 millones de dólares convierte a Marc Benioff en uno de los 50 líderes tecnológicos más ricos del planeta, gracias principalmente al 5% que mantiene en acciones de Salesforce, la compañía que fundó en 1999 en un pequeño apartamento de alquiler en San Francisco. Su nombre no es tan conocido como el de otros grandes visionarios del sector TIC, debido a que sus productos (software para gestionar la relación con los clientes) no son del amplio dominio público de las masas.

Sin embargo, Benioff ha conseguido algo que para pocos parecía posible hace apenas unos años: declarar la muerte al software. O, para ser más exactos, al modelo de comercialización y distribución habitual de los productos informáticos. En ese sentido, Marc fue pionero a la hora de impulsar modelos de entrega de programas no basados en licencias sino en su uso, convirtiendo sus desarrollos no en productos, sino en servicios de ‘pago por uso’ para sus clientes. Dicho de otro modo, lo que hoy conocemos como ‘cloud computing’ y software/plataforma como servicio (SaaS). De hecho, Benioff está considerado como el creador de todos estos términos, tan de moda en la actualidad.

Un adelantado en la apuesta por la nube que le ha servido para ser declarado por Richtopia como el 16º CEO más influyente del mundo en 2016. Sin embargo, sus orígenes estuvieron muy lejos del ‘cloud’, concretamente en una licenciatura en Administración de Empresas y unos pinitos en la industria de los videojuegos y la programación de pequeñas partes de software.

Posteriormente, Marc Benioff decide introducirse de lleno en el mundo corporativo y se une a Oracle, la empresa del controvertido Larry Ellison, donde se especializa en el servicio al cliente. Nada menos que 13 años estuvo Benioff en la compañía roja, donde asumió todo tipo de roles directivos en ventas y marketing, incluso convirtiéndose en el vicepresidente más joven de la historia de esta compañía. Sin embargo, sus disputas y diferencias de opinión con Larry Ellison le llevaron a abandonar finalmente la compañía y crear la actual Salesforce.

Desde entonces, la carrera de Benioff ha sido meteórica: el modelo de entrega de soluciones para la gestión de las relaciones con los clientes (CRM, por sus siglas en inglés) consiguieron una gran aceptación por parte de las grandes multinacionales de todo el mundo: en la actualidad la compañía factura más de 6.600 millones de dólares al año. Salesforce fue declarada una de las empresas más innovadoras del mundo por la revista Forbes durante cinco años seguidos. Y, finalmente, el triunfo moral: Oracle acabó introduciéndose en el mundo de la nube que antaño había considerado insulso, no sin que antes se produjeran varios cruces de acusaciones entre ambos líderes tecnológicos.

salesforce

Marc Benioff está casado y tiene dos hijos, amén de haber desarrollado una curiosa y prolífica carrera como escritor de negocios, incluyendo el libro ‘Behind the cloud’, con el que sentó los principios de la nube y cómo entendía él que sería la industria del software elevada a los cielos.

Un hombre comprometido con la sociedad

Pero si Benioff es conocido por algo más que su visión temprana sobre la nube, ese es su compromiso social, no sólo con obras benéficas en todo el mundo, sino también con las políticas de responsabilidad social que han convertido a Salesforce en una de las mejores empresas para trabajar, según diversos estudios y análisis independientes.

En ese sentido, Marc Benioff es el creador del modelo ‘1-1-1’, implantado en Salesforce, por el que la empresa aporta el 1% de sus productos, el 1% de sus beneficios y el 1% de las horas de sus trabajadores a las comunidades locales en donde opera, de forma gratuita. Desde entonces, más de 700 empresas ajenas a Salesforce han implantado esta filosofía, mejorando la vida de millones de personas en todo el globo.

Este visionario tecnológico también se ha erigido en abanderado de la igualdad entre hombres y mujeres en el entorno laboral, empezando por barrer su propia casa. Así, ha impulsado normas internas para que todos los trabajadores del mismo rango cobren exactamente igual, independientemente de su sexo. También ha apoyado a la comunidad LGTB, amenazando con abandonar sus actividades (con los consiguientes despidos masivos) en los estados de EEUU que aprobaran leyes en contra de la igualdad de los gays, lesbianas, transexuales y bisexuales, como Indiana o Georgia.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.