Tecnología

El teletrabajo ya es una tendencia en España

telecommuting
Escrito por Marcos Merino

Los datos del INE muestran que un 22% de las empresas españolas ha implantado el teletrabajo. Microsoft y Yahoo, polos opuestos en la adopción de esta tendencia

El teletrabajo empieza a ponerse de moda en las empresas españolas: según datos oficiales del Instituto Nacional de Estadística, el 22% de las PYMES y grandes empresas de nuestro país ya cuenta con programas de teletrabajo (en 2009 la cifra estaba en un 16%). También según el INE, trabajar desde casa aumenta la tasa de productividad en entre un 5% y un 25% con respecto a la labor de aquellos que trabajan en oficina toda la jornada. Otro estudio reciente (del BBVA e IMF Business School) delimita esta mejora de la productividad y la sitúa en una horquilla del 15-20%. En esta mejora influye ante todo el ahorro del tiempo que antes se malgastaba en desplazamientos y reuniones.

Casos destacables: Microsoft vs Yahoo!

El propio BBVA, por ejemplo, propuso recientemente a 20.000 trabajadores que realizaran su trabajo íntegramente desde casa. Sin embargo, el teletrabajo triunfa especialmente en las empresas de ámbito tecnológico: IBM es la empresa que más teletrabajadores tiene en plantilla (más de 1.000 empleados que realizan en su mayoría tareas de consultoría).

Pero si hay una compañía que esté a la cabeza de esta nueva tendencia es Microsoft Ibérica, quien en 2011 impulsó la celebración del primer “Día de la Oficina en Casa junto a varias asociaciones de autónomos, instituciones públicas y otras 500 empresas. La presidenta de Microsoft Ibérica declaraba entonces que habían puesto en marcha esta novedosa iniciativa “porque queremos demostrar que facilitar a los trabajadores un modelo de trabajo flexible, apoyado en la tecnología es algo que mejora la productividad (…) España es uno de los países con horarios laborales más extensos y sin embargo tiene la productividad como una asignatura pendiente. Queremos abrir un debate en torno a la posibilidad real del trabajo flexible; las herramientas tecnológicas necesarias existen, están al alcance de todos y los beneficios que aporta son indudables“.

En 2013 llegaron a colaborar con HP, Vodafone, Nokia e Intel para recrear un entorno de trabajo flexible a través de una “oficina en la calle” instalada en la explanada de Nuevos Ministerios. En esa ocasión, el análisis de la compañía de Redmond señalaba otra tendencia paralela al teletrabajo, el BYOD (Bring you own device / Trae tu propio dispositivo) y recordaba que las barreras a nuevos modelos laborales ya no se encuentran en las tecnologías, sino en la cultura empresarial de nuestro país.

Yahoo! es, por otra parte, la cruz de la moneda: una empresa que siempre había hecho bandera de la flexibilidad laboral en su política de contratación, pero que puso final al teletrabajo de sus empleados a principios del pasado 2013, poco después del fichaje como CEO de Marissa Mayer. En la carta de ésta a su plantilla, justificaba así su decisión: “Para ser el mejor lugar de trabajo, la comunicación y la colaboración serán importantes, así que necesitamos trabajar codo con codo. Por eso es crítico que estemos presentes en nuestras oficinas (…) Velocidad y calidad se sacrifican a menudo cuando trabajamos desde casa. Necesitamos ser un solo Yahoo! y eso empieza estando físicamente juntos“.

El aumento del teletrabajo parece una tendencia imparable, pero el debate sobre sus pros y sus contras no ha hecho más que empezar.

Imagen | Tina Lawson

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.