Tecnología

Street art para promocionar Surface

Surface, la tableta que Microsoft lanzará al mercado el próximo 26 de octubre, es la protagonista de un singular acontecimiento. Nueva York se está llenando de manifestaciones de street art que tienen al tablet como indiscutible protagonista.

La primera acción fue localizada por los lectores de The Verge en Brooklyn. Tres tabletas Surface con sus respectivos teclados de colores fueron pintadas en una pared del popular barrio neoyorkino, con el logo de Microsoft en una esquina discreta a modo de firma. Por si a alguien no le quedaba claro qué quería representar el dibujo,en la pantalla de cada una de las tabletas se introduce el nombre del producto.

surface street art

Una de las imágenes de Surface, en el East Village neoyorkino | Foto @amandapey

Aunque esa fue la primera localizada, no es la única acción de arte callejero que protagoniza la tableta. Los internautas han ido ubicando más intervenciones a lo largo de la ciudad.

En todas se repite el mismo patrón: una pantalla, en la que el nombre de Surface es claro y visible, y el teclado, una de las características que harán a Surface diferente.

Microsoft no ha querido hacer comentarios sobre la aparición de street art relacionado con su producto, tal y como apunta The Verge, aunque la idea de que se trate de una espontánea acción de los artistas callejeros neoyorkinos no parece muy correcta.

La apuesta por street art, un más que posible claro ejemplo del marketing guerrilla que tan bien le funciona a las pequeñas empresas, no sería la primera intervención callejera de la que echa mano Microsoft para promocionar sus productos ni tampoco haría que los de Redmond se convirtiesen en la primera empresa tech que se decanta por este tipo de acciones. RIM lanzaba no hace mucho una flashmob en la puerta de una Apple Store australiana y Zynga es una maestra que tanto lleva a la ciudad ovejas como zombies a Nueva York, sólo por poner dos ejemplos.

En el pasado, Microsoft ya empleó acciones urbanas con Internet Explorer y Windows Phone. Con Windows Phone no sólo lanzó una campaña urbana, sino que además consiguió enfadar al ayuntamiento de San Francisco. La firma grabó en los suelos de San Francisco y Nueva York mensajes relativos a Windows Phone 7. En la primera ciudad es ilegal realizar este tipo de acciones, lo que causó polémica y a la larga una multa a la firma.

Su acción con Internet Explorer fue mucho menos polémica y menos secreta. Microsoft empleó el nuevo nivel de un juego, exclusivo para los usuarios de Explorer 9, para lanzar una instalación urbana en la que podían interactuar los viandantes.

Foto Amanda Peyton (Twitter)

Sobre el autor de este artículo

Raquel C. Pico