Tecnología

Slack, cada vez más cerca de acabar con el email

slack_invierte_en _startups
Escrito por Lara Olmo

Slack, la startup que está copando las comunicaciones internas corporativas, quiere convertirse en la herramienta de trabajo global. Para ello va a invertir en varias aplicaciones que complementan su servicio de chat.

Con 2,7 millones de usuarios empleándola cada día para gestionar sus comunicaciones internas dentro de las compañías, no es de extrañar que muchos señalen a Slack como la sustituta del email en un futuro próximo. Algo que esta startup ya está más cerca de lograr, tras anunciar que invertirá en varias aplicaciones que complementan su servicio de mensajes.

La idea es que el empleado no necesite salir de Slack para prácticamente nada. Para ello la compañía capitaneada por Stewart Butterfield va a emplear parte de los 80 millones de dólares que ha recibido este año de varios fondos de capital riesgo para invertir en 14 startups cuyos servicios quiere integrar.

Con algunas de ellas hace tiempo que viene colaborando, como es el caso de Birdly, una aplicación que sirve de puente entre Salesforce y Slack, para que el equipo de ventas pueda acceder a este software y sus informes sin salir de la aplicación de mensajería.

Otra en Myralabs, una plataforma que genera aplicaciones como bots a partir de machine learning para realizar tareas automatizables.

También va a invertir en otros proyectos como Wade and Wendy, un asistente inteligente que ayuda en las tareas de reclutamiento de personal, Candor, Inc, una herramienta para que los usuarios se den feedback de forma más “amigable”, Sudo, un chatbot específico para la fuerza de ventas, o Growbot, otro bot cuyo único fin es animar a los equipos y felicitarles por los éxitos que logren.

Con este movimiento, Slack continúa dando razones para justificar su valoración, que se sitúa en los 3.8000 millones de dólares.

Probablemente le sirva para aumentar su base de usuarios aunque todavía no puede afirmar que sirva como sustituta plena del correo electrónico, ya que ninguna de las aplicaciones que va a incorporar permiten la comunicación con personas externas y ajenas a la empresa del usuario.

Slack, otra startup víctima de una brecha de seguridad

Slack ha logrado convertirse en la herramienta principal de comunicación interna de muchas empresas (hasta el punto de que una reciente encuesta realizada por la propia compañía indicaba que sus usuarios han reducido en un 50% el uso del correo electrónico).

Esto incentiva a los usuarios a convertirse en suscriptores para poder acceder al catálogo completo de servicios premium. De esta forma, Slack consigue monetizar sus servicios, lo que la convierte en un objetivo muy atractivo para los inversores.

Vía | recode.net 

Sobre el autor de este artículo

Lara Olmo

Periodista 2.0 con inquietudes marketeras. Innovación, redes sociales, tecnología y marcas desde una perspectiva millenial. Vinculada al mundo startup. Te lo cuento por escrito, en vídeo, con gráficos o como haga falta.