Tecnología

¿Realmente Face ID de iPhone 8 será un gran avance de Apple?

iphone 8 face id
Escrito por Ana Muñoz

¿Realmente el Face ID de iPhone 8 será un gran avance de Apple o, por el contrario, será un fracaso tecnológico? Reflexionamos sobre esta nueva característica.

Cada vez que se acerca la fecha de lanzamiento de un nuevo smartphone de Apple los rumores no paran de sucederse, a pesar de que los chicos de Cupertino intenten guardar el misterio hasta el último momento.

De hecho, una de las últimas filtraciones del iPhone 8 ha hecho que salten todas las alarmas en la comunidad tecnológica. Y es que el firmware del HomePod, revelado la semana pasada, mostró algo muy interesante relacionado con el próximo móvil de la multinacional.

Así, se descubrió que el iPhone 8 o iPhone X no sólo eliminará Touch ID, sino que la marca lo reemplazará por un sistema de reconocimiento facial llamado Face ID. Este no sólo servirá para cuestiones logísticas, sino también para realizar pagos móviles.

Esta apuesta puede resultar muy arriesgada, sobre todo teniendo en cuenta que otras grandes marcas, como Samsung, fallaron (ligeramente) en el intento. De hecho, la multinacional decidió mantener su botón físico de desbloqueo, aunque lo situó en la parte trasera del dispositivo. Una solución óptima si lo que buscaban era darle protagonismo a la pantalla.

¿La razón? La tecnología de reconocimiento facial aún no está lo suficientemente testada y, si falla, siempre es una buena opción contar con la posibilidad de utilizar nuestra huella dactilar como método de desbloqueo. Además, a Apple se le suman un par de problemas más que, aún, no sabemos cómo van a resolver.

En el caso de que nuestros ojos no se encuentren directamente en el mismo ángulo que nuestro móvil, es decir, que no lo tengamos en frente y esté, por ejemplo, encima de una mesa, ¿cómo vamos a desbloquearlo? Muchos pensarán que la solución es sencilla (pulsar la pantalla e introducir nuestro código de seguridad), sí, pero es un poco más tediosa que el hecho de darle a un botón físico.

El iPhone 8 no contará con una de las funciones más esperadas

Por otra parte está el tema de la batería. ¿Face ID de iPhone 8 hará que la autonomía de este dispositivo se vea mermada debido a que la cámara tendría que estar todo el rato activa? Si no es así, ¿se activará sólo cuando encendamos la pantalla? ¿Sólo funcionará cuando lo sostengamos en una mano (y entrará en juego el acelerómetro)?

En cualquier caso, las opciones que se nos pasan por la cabeza no son muy positivas: en la primera, la autonomía disminuirá; la segunda nos obligará a tocar la pantalla (¿para eso no es mejor Touch ID?); la tercera, implicará un “esfuerzo” adicional, y Apple se supone que apuesta por la simplicidad.

En definitiva, no tenemos claro si realmente el Face ID del iPhone 8 será toda una revolución o, por el contrario, será una banalidad que nos perjudicará.

Por lo tanto, la correcta implementación de esta tecnología de reconocimiento facial de Apple será crucial. Eso sí, no todo iban a ser inconvenientes. En el caso de que todo funcione correctamente, el smartphone sería mucho más seguro que su predecesor.

¿Lo conseguirán? Aún tendremos que esperar, como mínimo, hasta septiembre para resolver esta pregunta.

Sobre el autor de este artículo

Ana Muñoz

Licenciada en Periodismo. Tecnoadicta, apasionada por los wearables y las pelis de superhéroes.