Tecnología

¿Qué es el HTTP 2.0 y qué cambios traerá?

HTTP
Escrito por Marcos Merino

El protocolo HTTP 1.x ya ha cumplido la mayoría de edad, y a finales de este año será sustituido por una nueva versión más eficiente y segura.

HTTP es el protocolo diseñado por el W3C y la IETF para regular las transacciones de información (archivos, consultas a bases de datos, etc) en la World Wide Web, y tras 18 años desde la puesta en marcha del HTTP 1.0 por el mismísimo Tim Berners-Lee, la versión 2.0 del mismo está a punto de llegar a nuestras sesiones de navegación (la previsión es que esto ocurra a partir de noviembre de este 2014). Pero… ¿cómo ha sido su proceso de desarrollo y qué novedades aporta?

El actual protocolo HTTP 1.1 data del año 1999, una época en que las tecnologías web eran radicalmente diferentes que las que usamos hoy en día (sin ir más lejos: el tráfico multimedia era anecdótico, y las conexisiones móviles, inexistentes) y se hacía imposible imaginar el nivel de tráfico que la WWW mueve a día de hoy. Por eso, en 2009 Google anunció que estaba trabajando en un nuevo protocolo compatible con HTTP, pero que mejoraría su seguridad y eficiencia (pretendía alcanzar una reducción del tiempo de carga de páginas de al menos un 50%). Su nombre era SPDY (pronunciado ‘speedy’), y al poco de hacerse público, el HTTPbis Working Group de la IETF decidió usarlo como base de la nueva versión de HTTP en la que estaban trabajando.

Entre los cambios que aporta y que sirven para mejorar la eficiencia de las comunicaciones web, podemos mencionar las siguientes:

  • Compresión de las cabeceras HTTP, lo cual reduce de manera sensible el volumen de datos transmitidos.
  •  El envío de cookies sólo tiene lugar en caso de que su valor haya cambiado con respecto a su último envío.
  • Multiplexado de peticiones HTTP sobre una misma conexión TCP (Google también está llevando a cabo pruebas con otro protocolo propio, denominado QUIC, que realiza este multiplexado sobre conexiones UDP en lugar de TCP, agilizando así aún más la navegación).
  • Soporte para ‘server push’ (que un servidor pueda forzar el envío de datos al software cliente sin que este los haya solicitado, ahorrado así una conexión).

Todo esto se traduce en menor consumo de ancho de banda, menor sobrecarga de la información y mayor rapidez de carga del contenido web.

En lo que respecta a la seguridad, el principal cambio es el uso obligatorio del protocolo SSL con las conexiones HTTP 2.0. Esta decisión parece venir motivada por el ‘Escándalo Snowden’ de espionajes online de la NSA. Según indicó el líder del proyecto HTTP 2.0, Mark Nottingham, se estimó que el único modo de mejorar globalmente la seguridad web era forzar a usar url´s HTTPS… lo cual no significa que las tradicionales HTTP no-seguras vayan a desaparecer: sencillamente, sencillamente éstas seguirán funcionando bajo la versión 1.1 del protocolo.

Microsoft, que también ha aportado sus propias propuestas al HTTPbis Working Group, publicó ya el año pasado el primer prototipo de servidor HTTP 2.0 basándose en el trabajo que ya había realizado entonces dicho grupo. Este servidor era una versión de su Katana Proyect, y aún puede descargarse libremente del repositorio de código GitHub (podéis encontrar aquí toda la información al respecto).

Más información: Último borrador oficial del protocolo HTTP 2.0.

Imagen | Wikimedia

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.