Tecnología

¿Qué dicen las leyes europeas sobre cartuchos, tinta e impresoras?

¿Qué dicen las leyes europeas sobre cartuchos, tinta e impresoras?

Son muchos los usuarios que no tienen claro si pueden emplear cartuchos de tinta o toners compatibles con sus impresoras ya que no saben si con ello se anula la garantía según la legislación vigente en la Unión Europea. Te sacamos de dudas.

¿Qué dicen las leyes europeas sobre cartuchos, tinta e impresoras? Aunque muchas personas declinen la idea de emplear cartuchos de tinta o toners compatibles por temor a la anulación de la garantía de la impresora, de dos años de duración, esta acción es errónea.

 

Tal y como destacan desde el blog de Inknova, anular la garantía de un producto por usar suministros compatibles está penado por la ley. O lo que es lo mismo, ningún fabricante de impresoras está capacitado a obligar a los consumidores a comprar suministros de su marca.

La directiva europea declara que ningún productor, importador o distribuidor puede obligar legalmente al consumidor a comprar suministros exclusivos, como condición de la venta del equipo -en este caso, la impresora- o como condición para poder hacer efectivo el servicio de garantía.

Es preciso separar ambos productos, ya que los tóners y cartuchos de tinta no son considerados como parte integral de la impresora, sino que se trata de suministros, diseñados y concebidos para ser reemplazados y sustituidos de forma periódica.

Fabricantes de impresoras demandados por promover la obsolescencia programada

Europa obliga a los fabricantes a diseñar cartuchos de tinta y toners para impresora recargables o fácilmente reciclables. Además, la directiva aprobada sobre la reutilización de dispositivos eléctricos y electrónicos (Waste Electrical and Electronic Equipment Directive, WEEE) postula que los fabricantes de impresoras están obligados a hacer sus cartuchos de tinta y toners recargables, absteniéndose de acciones que imposibiliten la recarga o que obliguen a los usuarios a adquirir únicamente cartuchos originales.

En definitiva, en el continente europeo es ilegal anular la garantía de la impresora por comprar y emplear tóners y cartuchos de tinta compatibles, valiendo la directiva WEEE para que un fabricante acepte la garantía del producto. De lo contrario, está incurriendo en un delito. 

Cartuchos alternativos y garantía de las impresoras

Los consumibles de impresión son bienes perecederos, por lo que la ley 23/2003 de garantías en la venta de Bienes de Consumo no contempla un periodo de garantía específico, el cual queda a elección del vendedor. La fecha de caducidad suele ir en el envase del mismo y su instalación en la impresora se aconseja antes de esa fecha.

En todo caso, estos son suministros, consumibles o repuestos de consumo y no piezas o componentes de la impresora, razón por la que es ilegal anular la garantía del aparato por usar consumibles compatibles y totalmente legales en el mercado. 

Esta impresora incorpora Realidad Aumentada en fotos en papel

Definitivamente, los fabricantes están obligados a mantener la garantía de dos años en equipos electrónicos. La garantía comercial es un valor añadido que puede ofrecernos el fabricante y que siempre debe superar en calidad y/o cantidad a la legal. Por ejemplo, añadir un tercer año adicional de garantía si registras el aparato. En todo caso, tal y como señalan desde Inknova, empleando consumibles compatibles solamente puede provocar que se pierda este tiempo adicional de garantía -de carácter comercial y no legal, ya que esta última no puede alterarse-.

Si tienes algún problema con este aspecto, recuerda que no puedes perder la garantía legal de dos años en tus dispositivos electrónicos por este motivo.

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.