Tecnología

Qué buscarían Jesucristo y Mahoma en Google

No todo son Google, Yahoo Search! y, ahora, Bing. La red está poblada de motores de búsqueda, algunos de ellos preparados para trabajar aplicando normas de selección y exclusión de contenidos que sus propios usuarios desean. Un ejemplo son los buscadores religosos. ¿Pero pueden funcionar estos motores como auténticos buscadores?

Con el objetivo de saber si estos buscadores se comportan realmente como tal tras su influencia por la religión, se ha llevado a cabo una pequeña prueba no científica, que consistió en buscar determinados términos en inglés en tres de ellos para después comparar sus resultados entre sí y con Google.

Los buscadores representan a la tres grandes religiones monoteístas: el católico SeekFind, el musulmán I’m Halal y el judío Jewogle. Mientras que los términos hacen referencia a tres apartados diferentes: sexualidad (homosexualidad, dar el pecho y reproducción), ciencia (evolución, teoría de cuerdas y química) y ocio (Justin Bieber, comedia y Li Gong). Tras cada consulta, sólo se ha prestado atención a los resultados mostrados en la primera página, que es la tendencia tradicional de cualquier usuario de Internet.

Estudio sobre buscadores religiosos

Los resultados (en inglés) de SeekFind para “homosexualidad” comienzan con títulos genéricos como “Cristiandad y Homosexualidad” y “Homosexualidad Bíblica”. Pero más abajo los resultados dejan de ser tan caritativos. “¿Es la homosexualidad pecado?” y  “¿Es la homosexualidad una enfermedad?” llevan implícita la respuesta de que “la homosexualidad es pecado”. Todos los resultados de Jewogle dirigen a páginas del propio buscador, y el artículo destacado trata sobre la atracción que sentía el poeta Allen Ginsburg por Gregory Croso. En el avance de la segunda entrada de I’m Halal dice “Hay un consenso entre los musulmanes y los seguidores de otras religiones de que el lesbianismo y la homosexualidad son prácticas malignas y sucias”. Sin más.

La búsqueda de “dar el pecho” es algo más enrevesada. SeekFind conduce por defecto a una entrada sobre “la verdad” en primer lugar, después a “sexo” y después permite explorar para comprobar que la mayoría de los artículos hablan de cáncer. El único resultado de Jewogle va sobre un texto de la idea Freudiana de la fijación oral. El único resultado que tenía una relación real con “dar el pecho” lo dio I’m Halal.

Al buscar sobre la “teoría de cuerdas”, el motor cristiano dio como resultados sermones contra la teoría de la evolución, el judío un artículo aleatorio sobre carreras de caballos y el musulmán otro sobre, exactamente, la teoría de cuerdas. En cuanto al nombre de la actriz china Li Gong, SeekFind mostró unas cuántas páginas de películas, pero en primer lugar apareció un post en un sitio cristiano de Falung Gong. Jewogle no proporcionó nada y, una vez más, I’m Halal produjo resultados que van a la raíz del asunto. Al poner el nombre de la actriz entre comillas, SeekFind dejó de mostrar resultados, pero el musulmán se mantuvo correcto.

Como era de esperar, “evolución” no produjo ningún resultado a favor de la teoría  de la evolución entre los católicos. El más extraño de los mostrados fue un enlace a “Evolución es religión, no ciencia”. Los resultados de Jewogle hacían todos referencia a personalidades implicadas en estudios sobre evolución, pero no con la ciencia en sí misma. Y, otra vez, I’m Halal mostró resultados centrados en la evolución como ciencia.

Conclusión

El objetivo del estudio fue probar la validez de estos motores como buscadores, sin juzgar cuál de ellos está “en lo correcto” o no, o el valor de la teología y la filosofía de los mismos. Con esa consideración, se extraen los siguientes resultados:

SeekFind, el motor católico, emplea una lógica de búsquedas extraña y excluye cosas que no son para nada anti-crisitanas. Algunos resultados son incomprensibles, como la redirección a “verdad” al buscar “dar el pecho”. En general, no parece muy robusto como buscador.

Jewogle se centra casi exclusivamente en personalidades. No está mal a no ser que no estés interesado en ese tipo de contenido, como podrían ser los objetos en sí.

I’m Halal, el buscador musulmán, es el que gana como buscador. Su lógica en la muestra de resultados es robusta, tiene mucha más información indexada que los otros dos y, además, es rápido en las búsquedas.

Imagen: Xavi Ferreiro (Flickr)

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.