Tecnología

Se acusa a un proveedor de Samsung y Lenovo de explotación infantil

worker
Escrito por Mihaela Marín

Según un informe oficial realizado por el grupo activista China Labor Watch, el fabricante chino HEG Electronics usa mano de obra de más de 10 menores de 16 años

Un comunicado emitido por China Labor Watch, una organización a favor de los derechos humanos, trae una vez más en el centro de la atención mediática la situación desfavorable de los trabajadores chinos. Según el informe publicado, HEG Electronics, uno de los proveedores de Samsung y Lenovo, está acusado por el grupo activista de emplear la mano de obra de más de diez niños menores de 16 años en una de sus instalaciones de producción situada en Huizhou, de la provincia Guangdong.

La denuncia continúa la línea de incumplimientos legales detectados desde hace dos años entre los cuales se señalaba la falta de seguridad para los trabajadores, demasiadas horas extra o impago de salarios. En respuesta a las acusaciones de China Labor Watch, Samsung prometía que iba a corregir la explotación de mano de obra infantil en toda su cadena de proveedores.

A pesar del compromiso asumido por el fabricante surcoreano, parece que las cosas no se han solucionado durante todo este tiempo. Después de una investigación reciente, la organización sin ánimo de lucro ha descubierto que las condiciones laborales de las instalaciones de HEG Electronics han empeorado desde el último aviso:

China Labor Watch contactó por teléfono a algunos de los estudiantes trabajadores. Algunos trabajan en la fabricación de productos para Samsung y otros para Lenovo. Uno de estos, una estudiante de 19 años, le comentó al Director Ejecutivo de la organización, Li Qiang, que mientras estaba trabajando en la línea de producción para Samsung en HEG Electronics tuvo que hacer cuatro horas extras al día además de las ocho horas de un día normal, pero se le pagó 8.5 RMB (1.38$) por hora aunque la legislación china prevé el pago de 1.5 hasta 2 veces el sueldo normal”, comenta la organización en su comunicado oficial.

Además del empleo ilegal de mano de obra infantil y de las irregularidades denunciadas por los jóvenes estudiantes la organización activista también destaca en su último informe prácticas de contratación discriminatorias, más de 100 horas extras al mes, dificultad de obtener permisos o de dimisión u obligación para los empleados de trabajar turnos de hasta 13 horas.

La compañía china ha desmentido la información filtrada. Según Reuters un representante del departamento de recursos humanos de HEG Electronics declaró que el fabricante nunca contrató niños y los sistemas de reconocimiento facial que se encuentran en las instalaciones de la empresa pueden demostrarlo.

Por otro lado, Samsung también combatió las acusaciones afirmando que no se ha encontrado ningún niño o estudiante trabajador en su línea de producción de Huizhou. En su comunicado el fabricante surcoreano añadió que tiene intenciones de empezar una investigación conjunta con China Labor Watch para comprobar si los hechos constatados son verdaderos.

 Imagen prinicipal

 

Sobre el autor de este artículo

Mihaela Marín

Mi interés por la tecnología ha nacido cuando me he dado cuenta de que nos permite ver el lado escondido de la realidad. Todavía quedan muchas cosas por descubrir y suficiente curiosidad para entender lo que realmente somos. Especializada en Periodismo y Marketing, he podido compartir experiencias con profesionales del mundo empresarial tecnológico. Siempre en búsqueda de ideas, escribo para hacer conocido el trabajo innovador, capaz de cambiar los problemas en soluciones.