Cómo Pocoyó se convirtió en una estrella de YouTube

pocoyoGR

¿Qué tiene un pequeño niño vestido de azul que convive con un pato y una elefanta de color rosa para conseguir la atención no sólo de los niños sino también de los adultos? Pocoyó es una serie de animación dedicada al público preescolar, gracias a sus sencillos mensajes y su apariencia vistosa al tiempo que simple, que se ha convertido en un éxito en el mercado online.

La compañía detrás de Pocoyó, Zinkia, supo jugar con las reglas de internet desde el primer momento. Como explicaba ya hace unos años José María Castillejo, presidente de Zinkia, cuando se le preguntaba cómo era que se lanzaban a YouTube (que no era una fuente de ingresos directa y clara como podría ser la venta de la serie a la televisión), el directivo explicaba que no sólo ayudaba a crear marca sino que además empujaba la venta de productos derivados del personaje. El merchandising es el gran filón de los productos infantiles y Pocoyó se ha convertido en un elemento ubicuo en cualquier sección para niños.

Parte del éxito de esta presencia masiva está en su popularidad en la red. Pocoyó se convirtió en 2010 en partner oficial de YouTube y desde entonces ha ido aumentando su presencia en el site de vídeos de Google.  A día de hoy, existen ya varios canales oficiales de Pocoyó en varios idiomas (desde el castellano hasta el japonés pasando por el francés, el croata o el turco) que arrojan un elevado balance de suscriptores (más de 120.000).

Zinkia acaba de hacer públicas sus últimas cifras de visualizaciones, números que le sirven para autodenominar a su producto “un caso de éxito en el mundo online”. Las aventuras de Pocoyó han conseguido ya superar los 1.000 millones de visualizaciones en YouTube y mantienen una media de 50 millones de reproducciones mensuales.

Etiquetas

Contenidos Relacionados

Top