Motor

Las ventajas de tener un coche eléctrico en España

coche electrico

Optar por jubilar tu coche diésel o gasolina y comprarte un coche eléctrico no solo es bueno para el medio ambiente, también puedes beneficiarte de algunas ventajas fiscales. Te explicamos cuáles son las ventajas de tener un coche eléctrico en España.

lEn 2018 se duplicaron las ventas de coches eléctricos en España, alcanzando las 8.588 unidades. Eso sí, como bien puedes imaginar se trata de un porcentaje mínimo frente a los muchos coches de diésel o gasolina que se compran cada año (concretamente, un 0,69% de coches vendidos en 2017 eran eléctricos).

Sin embargo, el crecimiento de ventas entre 2016 es algo que todos debemos celebrar: aquellos que circulan por las carreteras en un coche eléctrico no emiten gases contaminantes a la atmósfera ya que el coche se impulsa únicamente por la electricidad generada por las baterías.

Pero la eliminación de C02 no es lo único positivo en cuanto a contaminación. La contaminación acústica de un coche eléctrico también es mínima, ya que prácticamente solo produce el ruido de los neumáticos sobre la carretera.

Pero no solo son beneficios para el medio ambiente, comprar un coche eléctrico también tiene muchas ventajas para el propietario. Hace tan solo dos años este tipo de vehículos ecológicos presentaban dos inconvenientes: la escasa autonomía de los vehículos y su alto precio.

No obstante, el sector parece estar madurando poco a poco y, mientras que la autonomía todavía es un asunto pendiente que mejora progresivamente, el coste ya no debería suponer un problema para los conductores: tener un coche eléctrico puede suponer un ahorro.

Veamos cuáles son las ventajas de tener un coche eléctrico en España, además del gran favor que le harás al medio ambiente.

Ventajas fiscales del coche eléctrico en España

coche ecologico

A continuación podemos encontrar las ventajas fiscales de las que podemos beneficiarnos por tener un coche eléctrico en España reveladas por Gabriela Bergareche, directora de PwC Tax & Legal Services en Expansión:

  • Impuesto especial sobre determinados medios de transporte: Los coches poco o nada contaminantes, como los eléctricos, pagan menos por el Impuesto de Matriculación, siendo gratuita si las emisiones de CO2 son inferiores a 120 gr/km.
  • Impuesto sobre vehículos de tracción mecánica: En algunos municipios los ayuntamientos aplican bonificaciones de hasta el 75% en el Impuesto de Circulación en base al impacto ambiental del vehículo.
  • IRPF: Las empresas que adquieran coches para la cesión a sus empleados implica la imputación de una retribución en especie en el Impuesto sobre la Renta de dichos empleados. La valoración de la retribución puede reducirse cuando se trate de un coche ecológico en un 15%, 20% o 30% dependiendo de las características del mismo.
  • IRPF y Impuesto sobre Sociedades en Navarra: En Navarra puedes deducirte el 15% de la inversión en vehículos eléctricos nuevos y un 15% de la inversión en los sistemas de recarga.
  • Programa Movalt: Se trata de un programa de ayudas para la compra de coches eléctricos y la instalación de infraestructuras de recarga.

Gastos de mantenimiento del coche eléctrico

coste coche electrico

Los gastos de mantenimiento de un coche eléctrico son un 30% menores que el vehículo de carburante. Esto se debe a que tienen un sistema más simple y menos componentes: en un coche eléctrico no tendrás que preocuparte por si se te rompe el embrague o la correa de distribución ya que no tiene. Así, el desgaste de las pastillas y discos es menor porque no tiene freno motor.

Las revisiones también suelen ser más baratas. Basta con ver un ejemplo citado por AutoBild.es: el servicio postventa que Volkswagen cobra por cada revisión de su coche eléctrico, e-Golf, es de 80 euros, frente a los 250 euros que cuesta para el modelo de gasolina. En este caso también es más barato cambiar los neumáticos en el eléctrico que en un modelo convencional.

El coste por kilómetro de un coche eléctrico es menor

diccionario-coche-electrico

El coste de uso también es mucho más barato. Para empezar el motor es más eficiente y además el precio de electricidad y es mucho más económico que el del crudo. El precio por cada 100 km ronda el euro, en comparación con los 6 y 8 euros que pueden llegar a costar 100 km con un vehículo de combustible.

Ahorro en otros costes

El menor coste por el uso y mantenimiento de un coche eléctrico no es lo único que aliviará tu bolsillo. También podrás beneficiarte de seguros más económicos, por ejemplo. Así, en algunas CCAA, como Cataluña, no tienes que pagar peaje si circulas con un coche eléctrico.

Además, en algunos municipios los coches eléctricos tienen aparcamiento gratis o reducido y acceso al carril bus. Además, en ciertas ciudades donde activan protocolos de contaminación los coches eléctricos pueden circular con normalidad.

Sobre el autor de este artículo

Christiane Drummond

Graduada en Periodismo y redactora en TICbeat. ¿Qué me interesa? La innovación, la actualidad, la tecnología y, sobre todo, las personas.