Motor

Así sabe Google Maps que hay un atasco en tu camino

GPS coche
Escrito por Eduardo Álvarez

Qué haríamos hoy en día sin nuestro fiel amigo Google Maps. No solo nos da indicaciones, también nos ayuda a evitar atascos mostrándonos rutas con menos tráfico. Pero ¿cómo sabe exactamente Google Maps que hay un atasco en tu camino? Te lo explicamos.

Google Maps ha mejorado mucho en los últimos años, incorporando características que hacen más fácil la vida de sus usuarios. Una de ellas es la opción de saber qué tal está el tráfico y dónde hay un atasco a través de Google Maps.

Puede parecer brujería, pero no lo es. ¿Cómo sabe entonces Google a qué velocidad circulan los coches en una carretera, si hay tráfico intenso e incluso si hay un atasco? La respuesta es probablemente la que te estás imaginando: Big Data.

Google es de sobra conocida por recopilar datos acerca de sus usuarios, incluida su localización en tiempo real. Lo hace incluso cuando no has activado esta opción, aunque alguna utilidad debe tener este Gran Hermano constante.

La aplicación práctica es, entre otras, la de crear un modelo dinámico y en tiempo real del tráfico en Google Maps. La aplicación cruza los datos de ubicación de los usuarios de Google con la velocidad a la que se desplazan y el mapa de carreteras. Con estos datos consigue saber cómo de intenso es el tráfico en una zona.

No sólo los dispositivos Android ayudan a Google Maps a saber dónde hay un atasco, también los iPhone, que comparten su ubicación con Google desde esta aplicación.

Ayuda para aparcar y otras funciones útiles de Google Maps

Actualmente, Maps es quizás la forma más precisa de saber el estado del tráfico en las carreteras, pues su casi monopolio del sector hace que casi todo el mundo la use para viajar. Los que no, tienen un dispositivo Android con la geolocalización activada.

Esperamos haber resuelto tu duda sobre cómo sabe Google Maps el tráfico. Seguramente utilizan estos datos para algo más, aunque no lo sabemos, por ahora.

Vía | Business Insider

Sobre el autor de este artículo

Eduardo Álvarez