Tecnología

La migración al nuevo correo de Yahoo! implica distintas cláusulas de privacidad

Escrito por Redacción TICbeat

El cambio al nuevo servicio es obligatorio para quienes quieran conservar su cuenta y comienza hoy.

Mientras vivas bajo mi techo, aceptarás mis normas, dicen los padres. Yahoo también se lo ha dicho a los usuarios que todavía utilizan el servicio de correo antiguo: la migración a la nueva interfaz ya no es voluntaria, e implica la aceptación de unas nuevas condiciones de privacidad que recuerdan a otras bastante denostadas.

Lo supimos a finales de 2012: la compañía que dirige Marissa Mayer trabajaba en una nueva interfaz para su correo electrónico, similar a la que utiliza el omnipotente Gmail. Entonces, Yahoo comunicó a sus usuarios que ellos podrían decidir cuándo cambiar a la nueva interfaz. El plazo ha terminado y hoy comienza la migración global y definitiva. Quienes no la hagan, se quedarán fuera del tercer webmail más utilizado en el mundo.

El cambio supone, explican en Techcrunch, aceptar una nueva política de privacidad que, al estilo de la que utiliza Google, permite a Yahoo “escanear” nuestros correos para proponernos nuevas funcionalidades, anuncios relevantes y protección contra los abusos. La única opción que queda es la de solicitar que no nos lleguen anuncios a través de Ad Interest Manager, pero quien no quiera ser “escaneado” tendrá que abandonar Yahoo Mail.

Cuando se anunció la interrupción del servicio de correo clásico en abril, no se mencionaron estas nuevas condiciones. Los usuarios las conocieron al comenzar a recibir emails explicándoles que tenían que migrar, en los que se les indicaba que al actualizar a la nueva bandeja de entrada estarían aceptando nuevas cláusulas que incluirían, en palabras de Yahoo, “el escaneado automático de contenidos y el análisis de sus comunicaciones”.

Sin rodeos, Yahoo ha indicado a sus usuarios que quienes no acepten esta nueva política deben descargar su cuenta utilizando IMAP o cerrarla. Quienes usaran Premium Mail Plus y quieran cancelar la suscripción podrán recibir un reembolso.

En cuanto a la interfaz en sí, los cambios afectan a la versión web, iOS, Android y Windows 8, e incluyen algunos botones más, así como mejoras en el sistema de búsqueda y más espacio para visualizar y redactar correos. Según la CEO Marissa Mayer, lo que se pretende es agilizar el acceso a de los usuarios a sus correos electrónicos.

Foto cc: laffertyryan

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.