Tecnología

Los condiciones del nuevo servicio de pago que deberán aceptar los ‘youtubers’

Youtube (re)negocia con sus estrellas
Escrito por Redacción TICbeat

Los creadores de contenido del portal de vídeo de YouTube no podrán obligar a ver anuncios a los usuarios que paguen una suscripción, y dejarán de percibir esos ingresos publicitarios.

El lanzamiento de un YouTube de pago, que permitirá a los usuarios disfrutar de los contenidos del portal de vídeo de Google a cambio del pago de una cuota de suscripción mensual, es inminente. Por eso, la plataforma se ha puesto en contacto con todos aquellos socios que crean y suben contenido a ella, para notificarles una decisión que no tiene vuelta de hoja: si los usuarios deciden que no quieren ver publicidad en un vídeo determinado, nadie podrá imponérsela. Y si no están de acuerdo, sus vídeos dejarán de ser públicos.

El medio especializado en tecnología The Next Web recoge la carta que YouTube ha enviado a sus creadores de contenido informándoles de las nuevas condiciones. La noticia que ésta traslada podría no ser demasiado buena para algunos usuarios, acostumbrados a recibir dinero de la publicidad que el portal inserta en sus vídeos. En la misiva, el equipo de YouTube reconoce, además, que este negocio se encuentra ahora en plena etapa de crecimiento.

Pero, con la llegada de un servicio de pago que eliminará los anuncios de los vídeos de YouTube para aquellos usuarios que decidan pagar la suscripción, estos creadores de contenido, también conocidos, en sus perfiles más célebres, como youtubers, dejarán de percibir la parte de sus ingresos por publicidad (significativos, éstos, cuando un vídeo se hace viral) correspondiente a aquella audiencia que esté suscrita al servicio de pago.

En su lugar, la plataforma de vídeo ya ha anunciado que destinará a los creadores de contenido una parte del dinero que recaude con su servicio de pago, aunque no ha indicado si ésta será mayor, menor o igual a la obtenida en la actualidad. En sus nuevos términos, los mismos que pide a sus socios que acepten si no quieren que sus vídeos pasen a ser privados, la compañía indica que les pagará un 55% de los ingresos netos totales procedentes de las cuotas de pago relacionadas con el visionado mensual de su contenido. Lo hará, especifica, en representación de la participación de su contenido en este nuevo servicio.

“Vuestros fans quieren escoger. No solo quieren elegir lo que quieren ver, cuándo verlo, dónde verlo o en qué dispositivo, sino que también quieren otras opciones, diseñadas para satisfacer sus necesidades”, reza la carta.

Hace meses, cuando comenzó la compañía empezó a hablar explícitamente de este nuevo servicio de pago, su consejera delegada, Susan Wojnicki, lo comparó con la oferta de aplicaciones freemium disponibles en la actualidad para los smartphones, en la que el pago ofrece a los usuarios ventajas como la ausencia de publicidad.

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.

  • juana

    como puede ser esto

  • Joche

    Se está jodiendo más la empanada…