Tecnología

Las mejores distribuciones de Linux para Raspberry Pi

raspberry pi linux
Escrito por Eduardo Álvarez

Muchas personas han decidido darle utilidad a su Raspberry Pi. Este Mini PC es una opción económica que permite convertir un viejo televisor con HDMI en toda una Smart TV, incluso con videojuegos. Sin embargo, al ser un ordenador necesita un sistema operativo, y es ahí donde entran en juego la distribuciones de Linux específicas para Raspberry Pi y productos similares.

Este SO es ideal para ordenadores lentos, y se caracteriza por ofrecer toneladas de opciones. No hay un único Linux, sino que éste se divide en distribuciones con claras diferencias. Incluso las propias distros cuentan con distintas versiones, delimitadas por el entorno de escritorio que usan y el consumo de recursos como memoria RAM y CPU. Algunas de las distribuciones más ligeras están especialmente pensadas para Raspberry Pi.

No es extraño ver versiones del sistema operativo Open Source por excelencia con requisitos inferiores a los 100 MB de memoria RAM. De momento hay dos versiones de este mini ordenador a la venta:

  • RPI 2 Modelo B
  • RPI 3 Modelo B

En ambos casos nos encontramos con 1GB de memoria RAM, suficiente para ejecutar muchísimas distros de Linux. Sin embargo, hay que tener en cuenta que al ejecutar aplicaciones multimedia y juegos, por básicos que sean, se puede llegar a alcanzar esa cifra. Como no queremos que eso ocurra, la mejor alternativa es instalar versiones especialmente desarrolladas y adaptadas para su hardware.

Puedes comprar la RPI 2 y la RPI 3 en Amazon España y tenerla mañana en casa

Si ya de por sí Linux es de bajo consumo, algunos de sus forks o adaptaciones llevan esta máxima al extremo. Prácticamente se reduce al mínimo el consumo del sistema, dejando suficiente RAM libre para que se puedan ejecutar varios procesos a la vez. Nada que ver, por ejemplo, con Windows 10.

A continuación os mostramos una lista con las distribuciones ligeras de Linux recomendadas para Raspberry Pi, el truco para sacarle todo el partido. Hemos dejado fuera de la selección Raspbian, la más común y la ofrecida por defecto.

Sobre el autor de este artículo

Eduardo Álvarez