Tecnología

Larry Page: “La mayoría de las empresas fracasan porque no ven el futuro”

larry-page
Escrito por Marcos Merino

Abandonando el tradicional formato de presentación, el cofundador de Google ha sido entrevistado sobre varios de los proyectos futuros de su compañía en TED 2014, evento que se celebra estos días en Canadá.

Ayer, en Vancouver, la famosa conferencia TED (Tecnología, Entrenenimiento, Diseño) contó con un invitado de excepción que no participaba en la misma desde 2007, cuando abordó en nacimiento de la empresa de la que es cofundador: Larry Page, de Google.

Al contrario que en aquella ocasión (y de lo que suele ser habitual en TED), Larry Page no hizo ninguna presentación, sino que fue entrevistado por el presentador de televisión estadounidense Charlie Rose, quien le interrogó sobre los planes de futuro de los de Mountain View para la compañía DeepMind, la utilidad de la publicación de datos médicos, o el origen de las “ideas locas” de Google.

Publicación de datos médicos

“¿No sería increíble que los registros médicos de todo el mundo estuvieran disponibles, de forma anónima, para los investigadores médicos? Nos ahorraríamos 100.000 vidas al año”, proclamó Page, aclarando luego que era necesario “compartir información con las personas adecuadas de la manera correcta”.

Este matiz es importante, porque si bien las esperanzas de Page sobre los efectos de la publicación de datos están en lo correcto (por ejemplo el investigador del FDA Richard Pratt publicó un estudio que conjeturaba que, de haberse tenido acceso público a los datos médicos, se podrían haber detectado los efectos secundarios mortales de Vioxx, evitando así entre 27.000 y 55.000 muertes), lo cierto es que otros estudios señalan que sin un cuidadoso filtro de los datos publicados, mantener la privacidad de los pacientes sería imposible.

Page también contó que su interés por compartir datos médicos (y su conocimiento de las ventajas de este método) viene de su propia experiencia personal: compartió públicamente sus síntomas para aprender más sobre ellos, pues padece de una parálisis parcial crónica de cuerdas vocales. “Tenía miedo de compartir mis datos, pero Sergey [Brin, cofundador de Google] me animó y llegamos a miles de personas en condiciones similares sobre las que no hay datos en la actualidad”.

Ordenadores más inteligentes

Charlie Rose le interrogó también por la compra por parte de Google de la empresa británica de inteligencia artificial DeepMind. Page dijo que lo que le había atraído de esa compañía fue que hubieran enseñado a un ordenador a jugar: “El sistema sólo ve píxeles, y sin embargo ha aprendido a manejar todos estos juegos con un rendimiento sobrehumano”.

Otro dato: Google ya estaba trabajando en su propio proyecto de aprendizaje para máquinas usando Youtube (“Conseguimos que [el buscador del portal] aprendiera qué son los gatos y los encontrara en los vídeos”, comentó).

Ideas locas

Page abordó algunas de las que él llamas “ideas locas” de Google, y cómo se le ocurrieron. Por ejemplo, sobre Google Loon (el proyecto de los de Mountain View para llevar Internet a las dos terceras partes del mundo desconectadas a través de una malla de globos aerostáticos, como alternativa al lanzamiento de satélites) reveló que se le ocurrió después de encontrar a alguien que había dado varias vueltas al mundo en globo, durante una búsqueda en Google.

Sobre el proyecto para poner en las carreteras coches automáticos en sólo dos años, Page confesó que ha sido una obsesión personal suya durante los últimos 18 años, desde que estaba en la Universidad y tuvo que esperar al bus durante una nevada.

Terminó la entrevista declarando que “la mayoría de las empresas fracasan porque no ven el futuro” y añadiendo irónicamente que se sentía culpable por “perder el tiempo” trabajando en un mero proyecto paralelo como Android: “Fue una estupidez, era el futuro“.

Imagen: TED 2014

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.