Tecnología

La pyme se lamenta de su falta de capital para digitalizarse

Todo lo que debes saber sobre el contrato de emprendedores para pymes y autónomos

Las pequeñas y medianas empresas no tienen dinero para afrontar la transformación digital, con la que les encantaría acelerar su tiempo de llegada al mercado. ¿Conseguirán los departamentos TIC más presupuestos o llegarán tarde a esta revolución?

Decía Quevedo que “poderoso caballero es Don Dinero”, una frase tan inequívocamente cierta en el Siglo de Oro como lo es en la actualidad. Si esto lo trasladamos al ámbito que nos ocupa en este medio, la economía digital, también vemos como su aplicación es directa y clara como el agua que emana de los manantiales más vírgenes de nuestro país. Y es que, el presupuesto sigue siendo el gran lastre para la digitalización, máxime si hablamos de pequeñas y medianas empresas.

Este tipo de compañías, que constituyen el 99,9% del tejido empresarial español, viven de forma especialmente dramática la escasez de capital a la que su propia naturaleza –aquejada de un dolor de cabeza llamado economía de escala– les ha abocado. Se trata de una impresión generalizada, que cualquiera de nosotros ha oído en mil y un eventos, repetida cual mantra, pero a la que también podemos poner números.

Así se pueden beneficiar las pymes del Big Data

Un estudio recién publicado por SAP, referente a pymes de todo el planeta, refleja esta preocupante tendencia con la contundencia misma de un mazo en un tribunal. Así, más de una quinta parte (21%) de las pymes consideran la falta de presupuesto como el mayor obstáculo para convertirse en una empresa realmente digital. Por detrás encontramos otras excusas, otros puntos de mejora como la escasez de tiempo (15%) o de las tecnologías más sofisticadas (15%).

Sorprende que dos de las razones que suelen apelar con frecuencia los autoproclamados gurús del sector -como son la falta de conocimiento y experiencia del personal- no aparezcan entre las más destacdas: apenas un 8% de las pymes lo mencionan. Será cosa del tamaño, querremos pensar, dado que entre las grandes compañías sí es un factor señalado por el 25% de las entidades. Otra cosa es cuánto sea efecto de la endogamia propia de este selecto club de organizaciones.

En cualquier caso, más de la mitad (57%) de las pymes consideran el mayor impulsor del beneficio para sus empresas en los próximos años un tiempo reducido de salida al mercado. En segundo lugar figura el reconocimiento de marca (39%), seguido de un incremento en el compromiso de los empleados (38%) y el desarrollo de nuevos productos y servicios (36%).

En cuanto a la especialización y la dedicación de recursos, solo el 3% de las pymes han señalado que los proyectos de transformación digital hayan sido gestionados por equipos dedicados, frente al 24% de las grandes empresas. Independientemente del tamaño, la principal responsabilidad en cuanto a transformación digital en la empresa reside en el departamento de TI (75%), por lo que tienen un papel activo en la planificación corporativa y en el establecimiento de la estrategia.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.