Tecnología

Gmail será capaz de responder correos por nosotros

inbox1

Google ha diseñado un algoritmo capaz de analizar todo el texto del correo electrónico para seleccionar las tres mejores respuestas a medida para agilizar la respuesta de emails desde el móvil.

La inteligencia artificial y el aprendizaje profundo siguen escalando posiciones y, dentro de muy poco, permitirán que la tecnología hable en nuestro nombre. Es lo que pretende, de una forma aún algo tímida, Google con su servicio de correo electrónico, Gmail, que acaba de presentar una nueva funcionalidad con la que esta plataforma podrá responder automáticamente a determinados emails.

En concreto, la nueva función de “respuesta inteligente” de la app Inbox (que ya sorprendió por su capacidad para clasificar y organizar mails según su tipología) ofrece tres respuestas prefabricadas a cada correo electrónico.

Aunque suene algo elemental, para llegar a este punto, Google ha tenido que diseñar un algoritmo capaz de analizar todo el texto del correo electrónico para llegar a seleccionar las tres mejores respuestas a medida de todas las que alberga el sistema en sus bases de datos y que se van adaptando según el sistema va aprendiendo sobre la marcha.

Estos textos pueden ser ignorados o pueden personalizarse para enviarse, de forma que nos ahorre tiempo a la hora de responder las decenas de mails que recibimos cada mañana en nuestra bandeja de entrada, especialmente si lo hacemos desde un dispositivo móvil.

inbox2

Eso sí, hay una respuesta que no encontraremos en el sistema, aunque el texto se preste a ello: “te amo”. Esta afirmación, tan típica de los mensajes predefinidos que existieron en los comienzos del SMS, ha sido vetada por Google ya que el sistema que han empleado tiende a aprender de la mayoría de usuarios, con lo que este tipo de sentimientos se mostrarían muy a menudo entre las respuestas ofrecidas a los usuarios, incluso a aquellos que usan Gmail para trabajar y para los que, al menos en teoría, estos textos podrían ser considerados casi como spam.

Esta nueva funcionalidad llegará esta misma semana a las apps de Inbox para Android e iOS.

Google y el aprendizaje profundo

Para poder interpretar los correos electrónicos y sugerir las respuestas por nosotros, Google tiene que acercarse a la forma de pensamiento humano. Para ello, la firma (al igual que muchos otros proveedores tecnológicos) están trabajando en lo que se conoce como aprendizaje profundo, una variación de la inteligencia artificial que se basa en imitar el funcionamiento de las redes neuronales para que los sistemas puedan incorporar habilidades como la destreza mental o la capacidad de adquirir nuevos conocimientos sobre la marcha que sirvan para adaptar automáticamente su conducta.

El aprendizaje profundo ya lo usa Gmail para filtrar el molesto spam y para clasificar los correos electrónicos en base a si son notificaciones, promociones o mails personales. También le permite al popular buscador identificar la temática de una fotografía (e incluso detectar las calorías de lo que comemos), traducir con mayor exactitud un texto o detectar tendencias en los datos de las hojas de cálculo.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.