Tecnología

Esto es lo más parecido al traje de Iron Man que podrás comprar

Escrito por Marcos Merino

El inventor británico Richard Browning ofrece una buena alternativa para volar a más de 50 km/h (y alcanzar una altura de hasta 3’6 kilómetros) por un precio digno de Tony Stark: algo menos de medio millón de dólares.

Vale, la armadura de Iron Man todavía no está disponible para su comercialización (ni para cualquier otro modo de adquisición, que sepamos) pero, por si te interesa, el inventor británico Richard Browning y la compañía Gravity ya ofrecen una buena alternativa para volar a más de 50 km/h (y alcanzar una altura de hasta 3658 metros) por algo menos de medio millón de dólares (unos 380.000 euros). El precio, eso sí, incluye también varias prácticas de vuelo previas a la retirada del exclusivo artículo.

Zuckerberg copiará a Iron Man construyendo su propio asistente con IA

Gracias a seis motores a reacción (alimentados con queroseno y repartidos por los brazos y la espalda), una estructura impresa en 3D y una pantalla de visualización frontal para mostrar los niveles de combustible actualizados, este costoso ingenio posiblemente ofrezca lo más cercano a la experiencia de dirigir Industrias Stark mientras salvamos de vez en cuando el mundo con los Vengadores. Browning, por su parte, ya ha logrado hacer figurar su nombre en el Libro Guiness de los Récords gracias a los 51,53 km/h logrados en uno de los vuelos de prueba sobre las aguas del lago Lagoona Park, con los que superó el récord establecido por el jetpack más rápido (50 k/h).

Browning empezó a promocionar su exotraje hace ya un año (en total lleva 3 años trabajando en el mismo), pero en este tiempo ha ido puliendo y actualizando su prototipo: “Hemos mejorado la eficiencia y la potencia, lo hemos reducido y hemos cambiado la geometría de la montura del brazo de tal manera que ha supuesto una diferencia notable para la estabilidad”. Para futuras versiones del exotraje, Browning promete ampliar los actuales 4 minutos de vuelo a aproximadamente 9. Browning también promete cambios en el futuro en lo que respecta al precio: “Inevitablemente, el costo bajará. Y estamos trabajando también en una versión eléctrica que será mucho más accesible”.

Vía | Digital Trends

Imagen | Gravity.co

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Diseñador web y docente de educación no formal, imparte cursos de informática en el medio rural porque las brechas están para cerrarlas. Desde que le nombraron director de la revista de su colegio, no ha dejado de escribir.