Tecnología

El primo libre de MacOSX evita la quiebra gracias a bitcoin

Escrito por Marcos Merino

El fundador de una Bolsa de valores que opera en bitcoins abona el 100% de la deuda de un proyecto para desarrollar un sistema operativo ultraseguro.

Antes de que la informática se convirtiera en algo popular y presente en todos los hogares, el sistema operativo rey era Unix. Más tarde, de él surgirían otras dos familias de sistemas operativos: los Linux y los BSD. La importancia de éstos últimos ha sido frecuentemente ignorada, pero realmente muchos usuarios de esta página usan, sin saberlo, uno de ellos: Darwin BSD, más conocido por sus adaptaciones comerciales para ordenadores personales (MacOSX) y para dispositivos móviles (iOS).

El resto de la familia BSD está representada principalmente por FreeBSD (el más extendido y sencillo de usar), el NetBSD (centrado en su portabilidad: se ejecuta a día de hoy en 56 plataformas de hardware distintas) y el OpenBSD (destinado a conseguir un sistema de máxima seguridad: con constantes auditorías de código y potentes herramientas criptográficas, sus desarrolladores se enorgullecen de haber tenido sólo dos agujeros de seguridad en su instalación por defecto ¡en 19 años!).

Éste último está mantenido por su fundador, Theo de Raadt, y por la Fundación OpenBSD. Hace menos de dos semanas, la fundación daba un aviso urgente: la deuda por el gasto eléctrico del proyecto ascendía a 20.000 dólares, el traslado de la infraestructura a otro lugar no era una opción, y si no se encontraban rápidamente fondos, el desarrollo de OpenBSD (y de otros importantes proyectos relacionados, como OpenSSH) sería sencillamente insostenible. Así que se puso de inmediato en marcha una campaña de recogida de donaciones, que consiguió su objetivo cuando poco después un usuario de un canal de IRC (¡sí, todavía existen!) preguntara con quién tenía que hablar para desembolsar el 100% de la cantidad solicitada. El nombre del acomodado benefactor es Mircea Popescu, el fundador de la Bolsa online de valores MPEx (y según los mentideros de la red, también polémico spammer y poseedor de sites porno).

Lo particular de MPEx (y causa fundamental de la difusión de la noticia) es que es un servicio web que funciona con bitcoins, permitiendo (desde una interfaz austera y bastante poco amigable) adquirir opciones y futuros a múltiples brokers que se anuncian en foros de aficionados a la popular criptomoneda (siempre que depositen los 30 BTCs -más de 18.000 euros al cambio actual- necesarios para empezar a operar). Como dato final, MPEx proclamaba hace un año manejar el 90% de las operaciones financieras realizadas en esta divisa. Un ejemplo más de cómo, mientras los medios no terminan de tomarse muy en serio el debate sobre la moneda virtual de moda, existe todo un mundillo alejado del foco mediático pero capaz de mover grandes sumas de dinero gracias a las operaciones realizadas con la misma.

Por cierto, ante el éxito de la campaña de donaciones (y la repercusión obtenida), la Fundación OpenBSD amplió el objetivo de recaudación hasta los 150.000 dólares, lo que garantizaría la supervivencia del proyecto durante un año y la organización de hackathones (encuentros de programadores). Ya llevan recaudados 111.000 dólares, estando Google y Facebook como donantes.

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.