Tecnología

El comercio electrónico en España cerró el pasado año en plena forma: un 28,1% más de ingresos que en 2016

El e-Commerce en España sigue anotando récords de facturación, con turismo, vuelos y moda como principales motores. Además, compramos en una mayor variedad establecimientos patrios que extranjeros, pero en estos últimos hacemos más compras y de mayor valor.

Mientras los comercios tradicionales se enfrentan al progresivo abandono de los centros urbanos (en favor de grandes cadenas o establecimientos orientados al turismo) y a los precios imposibles de alcanzar de los operadores internacionales, el comercio electrónico sigue profundizando en su edad de oro, en su mejor momento de forma de la historia.

No en vano, el cuarto trimestre de 2017 (que incluye los lucrativos períodos de Navidad y el Black Friday) constata que seguimos de récord y récord (y tiro porque me toca) en la facturación que mueve el e-Commerce en nuestro país. Para ser exactos, hablamos de un incremento e los ingresos del 28,1% interanual, hasta alcanzar los 8.526 millones de euros.

El e-Commerce mundial moverá 12,85 billones de euros dentro de un lustro

Son datos ofrecidos en el día de hoy por la Comisión Nacional de Mercados y Competencia (CNMC), organismo que también reseña cómo los sectores de actividad con mayores ingresos han sido las agencias de viajes y operadores turísticos, con el 11,3% de la facturación total; el transporte aéreo, con el 7,5% y las prendas de vestir, en tercer lugar, con el 7,1%.

Si nos fijamos en el número de transacciones, en el cuarto trimestre de 2017 se han registrado más de 154 millones de transacciones, un 31,5% más. Los juegos de azar y apuestas lideran el ranking por compraventas (6,8%).

 

Por suerte, la mayoría del comercio electrónico gestado en nuestro país tiene, como destinatario (tienda) a una empresa española. Así, los portales de e-Commerce con sede en España se han llevado el 50,2% de los ingresos en el cuarto trimestre de 2017. El 49,8% restante se corresponde con compras con origen en España hechas a webs de comercio electrónico en el exterior.

Pese a ello, el saldo neto exterior (la diferencia entre lo que se compra desde el extranjero a sitios webs españoles y lo que se compra desde España al extranjero) arroja un déficit de 3.073 millones de euros. A ello hemos de unir que el 40,5% de las compraventas (entendidas como volumen de transacciones) se registran en webs españolas y el 59,4% en webs del extranjero. ¿Conclusión? Compramos en una mayor variedad establecimientos patrios que extranjeros, pero en estos últimos hacemos más compras y de mayor valor.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, La Razón, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Business Insider, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo, ganador del Premio Día de Internet 2018 a mejor marca personal en RRSS y finalista en los European Digital Mindset Awards 2016, 2017 y 2018.