Tecnología

El caso de Total Channel y Orange TV, o cómo morir de éxito

bein sport

Total Channel, la plataforma de TV online de Mediapro, sufrió una caída de su servicio esta semana que dejó a 7.000 aficionados sin ver la primera jornada de Champions. A Orange le ocurrió algo similar durante el partido de Liga entre el BarÇa y el Atlético de Madrid.

Esta semana comenzó la Champions League, la máxima competición del fútbol europeo y quizás del mundo entero y en la que, por primera vez, compiten cinco equipos españoles: Real Madrid, FC Barcelona, Atlético de Madrid, Valencia y Sevilla. Sin embargo, esta primera jornada de Champions no será recordada por su gran calidad futbolística sino por otro motivo mucho más mundano: fue imposible de ver a través de BeIn Sports.

Como explicamos en este artículo en que tratábamos de poner orden en la nueva disposición de la televisión de pago tras la fusión de Movistar y Canal+, la Champions League y la Europa League (junto a diversas ligas internacionales) quedaban exclusivamente en manos de BeIn Sports, un nuevo canal fundado por Roures (Mediapro) y Al Jazeera y que sustituye al extinto Gol Televisión. Dicho canal está disponible tanto en Orange como en Telecable y Vodafone y especialmente a través de Total Channel, la plataforma de TV online que impulsa la propia Mediapro y que ha ganado más de 100.000 abonados en las semanas previas a la Champions.

Bien por falta de experiencia, bien por falta de previsión o por ambas, el caso es que Total Channel se vio incapaz de dar soporte a las 120.000 conexiones que se produjeron minutos antes de comenzar los partidos del martes y ello provocó que 7.000 abonados se quedaran sin poder ver el fútbol mientras que los afortunados que pudieron entrar tuvieron que ver todo el encuentro con cortes e interrupciones del servicio.

barcelona-roma

Así lo confirmó la propia empresa en una nota al día siguiente, en la que aludía a esta “alta afluencia de aficionados” como causa de “la sobresaturación de los canales de entrada”. El mismo miércoles había otra vez jornada de Champions, y de nuevo se produjeron problemas en el visionado del Roma-Barcelona, aunque más puntuales, si bien la compañía se esforzó durante todo el día en enviar recomendaciones a sus clientes por email para que se conectaran al servicio hasta tres horas antes para evitar problemas y que, para asegurarse de ver el partido correctamente, no accedieran desde Total Channel sino desde la web de Bein Sports Connect, que se comercializa de forma independiente.

Desde Total Channel aseguraron, además que la suya “es una plataforma diseñada para el visionado de contenidos en modalidad VOD (Video on demand), donde rara vez coinciden un elevado número de visionados de un mismo producto”. Esa disculpa tiene sentido si nos atenemos al resto de canales del servicio (cine, series, documentales, comedia…) pero no cuando hablamos de deportes de masas en los que los usuarios acceden de golpe durante apenas dos horas.

No es la primera vez que Total Channel sufre una caída similar

¿Recuerdan el llamado “combate del siglo” entre Mayweather y Pacquiao? Fue la gran prueba de fuego de Total Channel en mayo, ya que se hizo con los derechos en exclusiva para nuestro país de esta pelea.

mayweather-pacquiao

Y, al igual que ha sucedido ahora con la Champions, Total Channel sufrió una caída generalizada de su servicio ante la avalancha de usuarios que se agolparon en torno a este combate. En ese momento, Total Channel aseguró que “la gran afluencia de aficionados provocó un fallo en el servidor, que fue totalmente subsanado a las 5.53, tres minutos antes del inicio del combate”. La realidad es que fueron miles de personas las que no pudieron ver el combate en directo, lo que les obligó a acceder desde otras plataformas habilitadas de urgencia para ello (como GolStadium, hoy desaparecida) o grabarlo para verlo a posteriori. La empresa acabaría devolviendo el dinero a todos los abonados ante las numerosas quejas en redes sociales.

Orange TV tampoco atina con la retransmisión de la Liga

Orange TV, novata en esto de retransmitir fútbol de altos vuelos en su plataforma, no sólo se vio afectada por los fallos de BeIn Sports sino que también sufrió en sus carnes los problemas de saturación de sus servidores durante la retransmisión del Atlético de Madrid-FC Barcelona de Liga.

Orange sufre un nuevo ciberataque que compromete su protección de datos

Así, miles de usuarios sufrieron cortes de emisión y falta de navegabilidad en el resto de canales durante el encuentro entre dichos equipos el pasado fin de semana. La compañía admitió a través de redes sociales la incidencia y afirmaron estar trabajando en su solución, aunque el partido acabó con los mismos problemas que comenzó.

Veremos si, con la experiencia que dicta caer varias veces en la misma piedra, tanto Orange como Total Channel consiguen subirse al carro del fútbol de pago y plantar cara al resto de operadores, especialmente Movistar+.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.