Tecnología

¿Qué derechos tengo como consumidor online para mis compras de Navidad?

Te contamos qué derechos tienes como consumidor online para estar bien preparado para tus compras de Navidad

Según el portal Kelisto, los españoles gastaremos 24.645 millones de euros en nuestras compras online este año, un 18,8% que en 2015. Por ello, antes de empezar a cubrir la carta de los Reyes Magos, es importante que conozcas tus derechos como consumidor.

Prestashop informaba de que el 70% de las tiendas online esperan más ventas que la Navidad de 2015 y desde la web del ahorro Kelisto revelan que cada español gastará 1.207 euros de media en compras por Internet este año, casi el 5% de su sueldo anual, de los cuales 277,61 euros serán destinados a las próximas compras navideñas. En nuestro país el gasto online anual ha crecido considerablemente con respecto al año pasado -191 euros más de media que en 2015- y la mitad de los consumidores ya se han animado a utilizar su smartphone o tableta como dispositivo de compra. 

Regalos de amigo invisible por menos de 20 euros para tu cena de empresa

Cada vez adquirimos más productos en portales de ecommerce, ya que las marcas se han esforzado por mejorar las experiencias de compra, los usuarios tienen más confianza en la seguridad del comercio electrónicoel factor que, junto al precio, consideran más importante-, y la comodidad, la rapidez de envío o los descuentos y promociones están a la orden del día. Así, nos hemos convertido en uno de los países europeos con mayor aumento (17,03%) en compras online.

Estas próximas Navidades gastaremos 591,6 euros de media sumando compras online y compras en comercios físicos. El 39,3% del gasto total se destinará a regalos (232,66 euros), un 30,41% a comida (179,9 euros), un 18,13% a viajes (107,25 euros) y un 12,13% a ocio (71,77 euros). 

Para no llevarte disgustos cuando compres online, desde Kelisto facilitan una serie de consejos imprescindibles relacionados con tus derechos como consumidor. ¡Ponlos en práctica para estas fiestas!

Derechos que tienes como consumidor online

  1. Identificación del vendedor: Los ecommerce que operan en España tienen la obligación legal de publicar en su página web la información correspondiente a su denominación social, NIF, dirección postal y datos de contacto. Cuando acudas a un portal tipo eBay en el que las transacciones se realizan entre particulares, mira las calificaciones del vendedor y las opiniones de otros usuarios para hacerte una idea de su reputación online.
  2. Seguridad en la transacción: Utiliza siempre conexiones seguras –nada de redes WiFi públicas-, ten un antivirus o solución antimalware en tu dispositivo– y comprueba que la web tiene un certificado de seguridad conocido. En la barra superior del navegador, donde se coloca la URL de la página web, el “http://” se debe transformar en https:// si tus datos están siendo cifrados.
  3. Cuidado con las formas de pago: La Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios prohíbe el cobro de cargos adicionales por el uso de un método de pago específico -tarjeta de crédito, transferencia, Paypal-. Por otra parte, no compartas tus datos bancarios en un correo electrónico ni suministres tu PIN de seguridad y guarda toda la documentación relativa a la transacción -confirmación del pedido, comprobante de la transferencia o pago y los acuerdos de envío- pues podría ser precisa a la hora de hacer una reclamación.
  4. Plazos y condiciones de entrega especificados durante el proceso de compra: Si no se han hecho, debes saber que el plazo máximo de entrega de un producto comprado a través de Internet es de 30 días. Si el vendedor no puede cumplir con el plazo, está obligado a notificarlo para que el consumidor sigue o rechaza -en este caso, devolviendo el importe íntegro- seguir adelante, sin coste adicional. La normativa establece que, en caso de retraso injustificado, podrás reclamar que te paguen el doble de la suma. 
  5. ¿Y las devoluciones?: El 14,8% de los españoles que compraron en Internet en el año 2015 sufrió alguna incidencia y el 16,6% devolvió al menos algún producto. Tienes derecho por ley a desistir de la compra en el plazo de los 14 días siguientes a la recepción del producto o a la contratación de un servicio sin tener que dar ninguna justificación. Si estos datos no aparecen en la web ni en el proceso de compra, el plazo es de 12 meses sin que implique penalización o gastos adicionales. Si no se indica explícitamente lo contrario en el ecommerce, el vendedor tendrá que hacerse cargo de los gastos de envío para la devolución. 
  6. Garantías idénticas al comercio físico: Cuando compras a través de la red, los productos o bienes adquiridos están protegidos por las mismas garantías que en el comercio normal. Si el producto o paquete está dañado o golpeado, puedes devolverlo apuntando la razón o firmando el acuse de recibo del mensajero. 
  7. Servicio de atención al cliente para reclamar: Si tienes algún problema, intenta resolverlo en primera instancia mediante el servicio de atención al cliente de la tienda online. Si no se llega a una solución, puedes recurrir a organismos como la Oficina Municipal de Información al Consumidor (OMIC). Por otra parte, para los casos de fraude, denuncia en la comisaría de Policía. La Guardia Civil cuenta con el “Grupo de Delitos Telemáticos”, que te permite denunciar esta clase de infracciones en la red vía online.
  8. Afina tu vista y desconfía de las rebajas demasiado suculentas: Los “chollos” excesivos y con precios ridículos o desorbitados deben ser motivo de desconfianza y pueden tratarse de fraudes online. Busca previamente información en Google sobre el vendedor y el producto. Aunque ya hayas pagado y el comerciante paralice el proceso, puedes demandarle ante las instancias de consumo y exponer tu caso a la espera del veredicto de la autoridad competente.

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.