Tecnología

Cómo hacer accesible la web a los usuarios discapacitados

internet dicapacitados accesibilidadLas redes sociales y otras novedades de la web 2.0 están construyendo un entorno más útil y sofisticado, pero al mismo tiempo se van creando barreras digitales. El grupo universitario GRIHO ha presentado una guía en la que ofrece unas directrices para producir contenido adaptado a las necesidades de los usuarios discapacitados.

Internet está en continua evolución. Con las redes sociales y los nuevos entornos de web 2.0 no es necesario tener un blog o una página para generar contenido. Por esta razón cualquier usuario debería conocer algunas indicaciones que favorezcan la accesibilidad de personas con discapacidad, tal y como propone el proyecto de GRIHO (Grupo de Investigación en Interacción Persona Ordenador e Integración de Datos).

El grupo de investigación de la Universidad de Lérida, junto con la unidad UdLxTothom (Universidad para todos) y Unidiscat, ha elaborado la Guía de Contenido Digital Accesible, con el objetivo de aportar la información necesaria para construir en la red documentos accesibles para usuarios con discapacidad. El archivo ofrece una serie de pasos sencillos en los que se explica cómo editar y estructurar contenidos digitales.

Toni Granollers, director de GRIHO, hace hincapié en la importancia de crear contenidos accesibles para todos en Internet: “Si, por ejemplo, el desarrollador de una web cumple los requisitos de accesibilidad pero otra persona cuelga un PDF con imágenes o gráficos que no disponen de textos explicativos, esta web o parte de su contenido será inaccesible para los usuarios con problemas de visión.”

La Guía de Contenido Digital Accesible se ha editado bajo licencia Creative Commons y se puede descargar en la web de GRIHO. “Nuestra finalidad es que esos casi 4 millones de personas con discapacidad que existen en España, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), tengan las mismas oportunidades de acceso a la sociedad digital que el resto de la población”, destaca Granollers.

El caso de las páginas web oficiales de la Administración, universidades y otras instituciones de carácter público es todavía de mayor urgencia. Según la UNED (Universidad Nacional de Educación a Distancia) actualmente hay alrededor de 12.000 personas con discapacidad cursando estudios universitarios. De éstos la mitad lo hacen a distancia y se basan en documentación que los profesores suben a Internet, de ahí la importancia de facilitar el acceso para todos.

Sobre el autor de este artículo

Pablo G. Bejerano