Tecnología

Carta abierta al Gobierno por la digitalización de España

Unimos las voces de las principales compañías tecnológicas en defensa de la transformación digital, la innovación y la educación en nuestro país.

Estimado Sr. Mariano Rajoy, presidente del Gobierno de España.
Estimados diputados, senadores, presidentes de CCAA y demás políticos.

No creemos que sea necesario recordarles que la transformación digital es clave para mejorar la competitividad de nuestro país, ya que contribuye a mejorar la eficiencia de nuestras empresas, ofrecer una mayor flexibilidad en la producción, mejorar el conocimiento predictivo de la demanda, generar nuevos nichos de negocio o crear empleo de calidad, entre otros muchos atributos. Además, el mundo camina inexorablemente hacia ella. También consideramos demostrado que el crecimiento en la productividad está directamente relacionado con las TIC. Por tanto, el conjunto del país, desde la labor coordinada de todas las administraciones, debe impulsar un mayor desarrollo de las tecnologías de la información, junto con los actores económicos y sociales, dicen desde SAP.

En esa línea, desde Siemens reclaman un acuerdo global para promover la transformación digital de nuestra economía, porque de la digitalización depende nuestra competitividad como país. Un pacto social que también acabe con la falta de competencias en el ámbito digital. Sin duda es todo un acierto que Usted, Sr. Rajoy, haya incluido la Agenda Digital en uno de los ministerios… pero ahora es necesario que esa agenda sirva para impulsar el avance hacia la sociedad digital. También es fundamental promover las condiciones de contexto necesarias para que las empresas puedan implantar tecnologías innovadoras y flexibles, como el cloud computing, garantizándose la seguridad, privacidad, transparencia y cumplimento normativo; exige Gonzalo Díe, director de Sector Público de Microsoft Ibérica.

Asimismo, la colaboración público-privada será elemental en iniciativas que impulsen y aceleren los procesos de digitalización del tejido empresarial de nuestro país, especialmente el de las pymes que componen la mayor parte de nuestra estructura productiva. Para ello, Javier Ulecia -expresidente de la patronal del capital riesgo ASCRI- les suplica, una vez más, que Ustedes, políticos que tienen el futuro de España en sus manos, promuevan incentivos fiscales para los inversores privados, tanto individuos como instituciones, eliminen las barreras que dificultan la creación, desarrollo, venta o cierre de jóvenes empresas innovadoras; además de que impulsen un marco regulatorio estable y que proporcione seguridad jurídica tanto a los emprendedores como a los que deciden apostar su dinero por ellos.

No debemos olvidar que la base de esta transformación digital es la innovación, algo en lo que Ustedes no han realizado el esfuerzo que tan desesperadamente necesita nuestro país. Incluso se han permitido rescatar con casi 5.000 millones de euros a autopistas que nunca debieron ser construidas, mientras que la inversión en I+D caía alrededor del 10% desde 2008, frente a un crecimiento de nuestros hermanos europeos del 25%. Es cierto que el desembolso en innovación de la economía española aumentó en el 2015 en un 2,7% hasta los 13.172 millones de euros según el INE pero, de acuerdo a la misma fuente,  se ha vuelto a reducir en 2016 y no cumpliremos con el objetivo exigido por Europa para el año 2020. Las cifras son impactantes: en el 2016 hemos pasado del puesto 16 al 18, por detrás de Italia y Portugal, alerta Iria Barxa, directora de comunicación de Fujitsu.

Pero nada de todo esto sucederá si no cambiamos nuestro modelo educativo para modernizarlo y adaptarlo a las nuevas profesiones digitales que se avecinan. Permítannos refrescarles la memoria: el desempleo juvenil en España sigue siendo de los más altos de nuestro entorno (42%) y nuestro país registra uno de los índices más altos de jóvenes que ni estudian ni trabajan (22,8%) frente al 14,7% de la UE o el 14,5% de la OCDE. En SAP lo tienen claro: esta situación es insostenible y por ello es imperativo que el Gobierno fomente la formación en competencias científicas y tecnológicas para reducir el desempleo juvenil y asegurar el futuro digital de España.  Mientras esto sucede, según la Comisión Europea, hasta un 40% de las empresas de TI tiene dificultades para encontrar profesionales competentes y formados en STEM (Ciencias, Tecnología, Ingenierías y Matemáticas). Denuncia que comparte Ángel García, Director de Desarrollo de Negocio Digital de Oracle en España: “hay un gran desafío en el área de la formación, tanto en la formación académica reglada de nuestros jóvenes, como en la formación profesional, los cursos a desempleados y la formación dentro de las empresas. La economía del futuro es digital y una buena parte de la formación debe estar dirigida a potenciar las capacidades de nuestros ciudadanos en ese terreno”.

Hasta ahora hemos encontrado tanto en el Gobierno español, como en las Administraciones regionales y locales y los organismos reguladores, un partner dialogante, comparten desde Huawei. Por ello confiamos en poder seguir contando con Ustedes para reforzar el papel de la nueva economía digital como factor clave en el crecimiento económico de España y para estimular la innovación en España,

Esperando que nuestra propuesta sea de su interés y quedando a la espera de que apuesten decididamente por una España digital, reciban un cordial saludo.

Fdo.: La Comunidad Tecnológica.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.